Infortelecom

Noticias de prejuicios

21-09-2017 | Fuente: abc.es
Prisionera de Boko Haram aún después de ser liberada: «La gente teme que les haga daño»
Como mujer joven y cristiana, un botín muy preciado por los yihadistas de Boko Haram, Rebeca Bitrus le arrancó una segunda oportunidad a la vida tras lograr escapar de las garras de la banda terrorista más sanguinaria del planeta. En su odisea, Rebeca pasó de ser torturada incontables veces durante sus dos años de cautiverio a recuperar incluso la libertad de practicar su fe sin el pesado aliento en su nuca de los hombres armados que en varios campamentos yihadistas de Nigeria, Camerún y Chad le imponían la sharía. Pero ser una mujer «señalada» en Nigeria por el secuestro no es fácil: a su vuelta sufre el rechazo y la revictimización por haber sido ?chica Boko Haram? y, además, con el hijo de un terrorista bajo el brazo. «Agradezco a los españoles cómo me han recibido, no como en Nigeria, donde muchos me están rechazando pese a lo que me ha ocurrido, salvo el obispo (de quien depende por completo su manutención) que me está ayudando», dice Rebeca nada más empezar la entrevista con ABC. Tumbada en un sofá, con un fuerte dolor de espalda y visiblemente agotada en su visita a Madrid para sensibilizar la tragedia de las mujeres cristianas en el norte del gigante africano, la joven de 29 años recuerda el drama de las mujeres de Boko Haram en su regreso a la sociedad tras escapar a Chad, desde donde, con la ayuda de un soldado, volvió a entrar en Nigeria. «Al principio es muy duro y en la mayoría de los casos hay un problema con la gente. Yo tuve al menos la suerte de llegar a un campamento donde me conocían, sabían que mi familia era cristiana. Pero hay una desconfianza entre la gente por si volvemos a hacer daño», explica con ayuda de un intérprete. Rebeca, que ha logrado reunirse de nuevo con su marido en un campo de desplazados junto con otras 25 familias en la ciudad de Maiduguri -sostenido por Ayuda a la Iglesia Necesitada-, quedó embarazada fruto de la violación de un terrorista. Fue conocer su estado y el agresor se esfumó de su vida. «Al principio no quería al niño porque tenía miedo de que saliera como su padre y compartieran sangre y alma. Pero con las palabras del obispo y la enseñanza de la fe tengo esperanza de que salga un buen hijo», subraya. Meses antes, un combatiente había tirado a uno de sus hijos al río hasta ahogarlo para que se callara. Según un estudio del think tank Crisis Group, los niños nacidos de mujeres que fueron violadas por los combatientes de Boko Haram son acusados en los campamentos de desplazados internos y comunidades de acogida en Maiduguri y en otras partes del nordeste del país como portadores de «mala sangre» y como potenciales yihadistas en el futuro: «El hijo de una serpiente es una serpiente», es uno de los prejuicios más extendidos en estas comunidades, tal como recoge la ONG International Alert. El presidente nigeriano Mohamed Buhari trató públicamente de contrarrestar en público este estigma sosteniendo a un niño Boko Haram en sus brazos. La «delgada línea» entre combatiente de Boko Haram, esclava, esposa, víctima y simpatizante ha tatuado a sangre y fuego el estigma sobre muchas mujeres y niñas. «Esa marca - aún mayor si tienen hijos nacidos de hombres de Boko Haram- es un obstáculo importante para la reintegración en la vida comunitaria», reza el informe del Crisis Group. El aumento del uso de mujeres suicidas en todo Nigeria, incluyendo menores de 18 años, ha reforzado el estigma hacia las mujeres y niñas. Hasta un 55% de los ataques suicidas de la banda yihadista han sido perpetrados por mujeres, según un estudio del Combating Terrorism Center, perteneciente a la academia militar estadounidense West Point. A Rebeca los yihadistas le trataron de forzar para que se colocara un cinturón explosivo y se hiciera explotar. «Me han ofrecido varias veces ponerme explosivos para atacar alguna iglesia de sus objetivos, diciendo que atacando esa iglesia iría al cielo con Dios». Logró escabullirse. «Conocí a una de las chicas de Chibok a la que le pusieron los explosivos para ir a la Iglesia. Le enseñaron a activar y desactivar la bomba. Cuando la activó, y la tiró con fuerza. Explotó. Por suerte, ella se fue corriendo y logró huir. Ahora está en Abuya». «Me han ofrecido varias veces ponerme explosivos para atacar alguna iglesia de sus objetivos» Con el secuestro de las niñas de Chibok, se popularizó el lema «Traigan de vuelta a nuestras niñas», con Michelle Obama y personalidades pidiendo en redes sociales y televisión que liberara a las estudiantes. «Desafortunadamente, mientras que el enfoque en las niñas victimizadas ayudó a obtener apoyo internacional, el esfuerzo pasó por alto el papel que las mujeres y las niñas juegan en las operaciones e ideología de la insurgencia», opina la investigadora de la Georgia State University y renombrada especialista en yihadismo Mia Bloom. Las mujeres han sido un objetivo prioritario de Boko Haram en la última década: no solo suponen un botín de guerra sino un potente atractivo para sus jóvenes cachorros. Así lo cree Rebeca, en tratamiento psicólogico, y que tan solo busca retomar la paz y su puesto de venta ambulante: «La mayoría de los musulmanes que se unen a Boko Haram lo hacen para acostarse con muchas mujeres y tener dinero».
14-09-2017 | Fuente: abc.es
Una escultura de Frank Lentini, el «showman» con tres piernas que conquistó América, divide a su pueblo siciliano
Francesco Lentini nació con tres piernas, 4 pies, 16 dedos, dos penes y cuatro testículos ?órganos en perfecto funcionamiento , subrayan las biografías-. En su pueblo lo consideraron un monstruo cuando nació, y su padre, huyendo de prejuicios y maledicencias, tuvo que llevárselo a Estados Unidos donde desarrolló una exitosa carrera circense. Su historia es de película. Ahora vuelve a estar en boca de todos sus paisanos por una polémica estatua. Cuando Francesco vino al mundo, el 18 de mayo 1889, la comadrona se asustó, lo abandonó en la cuna y huyó entre gritos de espanto. En Rosolini, pueblo agrícola siciliano de 20.000 habitantes, a 50 kilómetros de Siracusa, durante muchos años no se habló de otra cosa. Los padres, una pareja de jornaleros que tenían ya cuatro niñas, llamaron inútilmente a la puerta de los mejores cirujanos para que le cortaran la tercera pierna, «heredada» de un gemelo siamés que nunca llegó a formarse completamente en el vientre de la madre. Los médicos estimaron que amputarle la tercera pierna podía producirle la parálisis o incluso la muerte. Del rechazo al éxito Francesco supo adaptarse a sus tres piernas, pero quizás le era más difícil soportar las mofas de otros niños. Además, en la Sicilia rural de la época dar a luz a un bebé en esas condiciones se consideraba como una vergüenza, casi una maldición de Dios. En un primer momento, incluso los padres lo rechazaron y lo entregaron a una tía para que lo criara. Pero después, tras la inútil peregrinación por consultas médicas, su familia lo acogió y lo amó. Los padres comprendieron que su vida en el pueblo hubiera sido una condena, como vivir en una prisión. Así, el padre se embarcó en Liverpool con el pequeño Francesco, que tenía 9 años, el 28 de junio 1898, con destino a Boston. En Estados Unidos se convirtió en Frank Lentini, el «maraviglioso», una figura muy cotizada en diversos circos. Realizó numerosas giras por el país y en América Latina, siendo muy amado y respetado por los espectadores. Peloteando con las tres piernas, era la estrella absoluta del circo «Ringling Bros» y de su espectáculo itinerante, entre los más famosos de la época. Ese circo bajó definitivamente el telón en mayo pasado, tras 146 años de espectáculos. Como artista muy celebrado, lo apodaron «The King» (el rey), y aceptaba posar con infinita paciencia para las fotografías. Icono de la diversidad Su discapacidad se convirtió en una especie de icono de la diversidad vivida como un valor. Así, mientras posaba y firmaba autógrafos, amaba decir al público esta frase: «Vosotros reís porque yo soy diverso, yo río porque todos vosotros sois iguales». Sus giras y éxitos fueron coronados por el matrimonio con la bella actriz Theresa Murray y por el nacimiento de cuatro hijos: Giuseppina, Natale, Francesco Junior y James. La historia de Frank, que comenzó con la vergüenza de su familia, acabó en la gloria de los circos americanos. Y ahora es celebrada con biografías, estudios científicos e incluso con una película, que prepara la realizadora Marina Paterna. Esas personas interesadas en la figura de Frank Lentini se reunieron en su pueblo, Rosolini, para recordarlo y presentar una estatua del artista Pietro Maltese. Cuatro tesis sobre su figura Han pasado casi tres meses y la escultura, que representa a Frank desnudo, está ahora en un depósito, porque sus paisanos no se ponen de acuerdo si debe estar en la plaza central del pueblo o en un lugar menos visible. Mientras se decide el destino de la escultura, Salvatore Spadaro, su biógrafo, considera que Frank Lentini, quien murió en Jacksonville, en 1966, a los 77 años, despierta hoy interés porque su historia transmite un importante mensaje sobre la diversidad: «En Rosolini hay cuatro jóvenes que han decidido hacer su tesis sobre Frank Lentini, lo que significa que su mensaje sobre lo diverso es visto como una riqueza también en la escuela».
28-08-2017 | Fuente: elpais.com
La inteligencia artificial tiene prejuicios, pero se pueden corregir
Algunos algoritmos han demostrado ser machistas o racistas. ?Reparar? los datos a posteriori o poner restricciones ayuda a combatir la discriminación.
21-08-2017 | Fuente: as.com
Deulofeu tumba los prejuicios a contraestilo en el Barcelona
Su actitud, tan criticada en el pasado, es inmejorable y le abre hueco en la plantilla. Donde antes había anarquía e indolencia ahora hay compromiso.
15-07-2017 | Fuente: elmundo.es
Orgullos y prejuicios en la alta sociedad
Se cumplen 200 años de la muerte de la escritora inglesa Jane Austen, que describió con emoción e ironía las relaciones sociales de la época georgiana. 
07-07-2017 | Fuente: elmundo.es
Mitos y prejuicios en el estudio del pasado
Se reedita ampliado 'Historia de la historia de España' de Álvarez Junco y De la Fuente 
04-07-2017 | Fuente: elpais.com
Serge Ibaka: ?Basta de prejuicios, no nací en la selva?
El jugador congoleño, renovado por tres años por los Raptors, sale al paso del rumor que pone en duda que tenga 27 años
02-07-2017 | Fuente: elpais.com
Serge Ibaka: ?Basta de prejuicios, no nací en la selva?
El jugador congoleño, renovado por tres años por los Raptors, sale al paso del rumor que pone en duda que tenga 27 años
22-06-2017 | Fuente: as.com
El Orgullo LGBT mundial tiene también sus Juegos en Madrid
Más de 700 personas participan desde el viernes al domingo en estos Juegos que pretenden "crear un entorno libre de prejuicios y violencia".