Infortelecom

Noticias de norteamerica

20-05-2018 | Fuente: abc.es
Esta semana se ha armado un gran revuelo en Estados Unidos cuando el consejero de Seguridad Nacional, John Bolton, ha dicho que ve en Libia un modelo de desarme nuclear que debe ser aplicado en Corea del Norte. Lo que se ha reducido al titular de este artículo, suprimiendo las palabras «de desarme nuclear». Si a ello unimos el que el conocimiento de la política internacional del común de los norteamericanos es limitado y que ese escaso conocimiento afecta también al presidente Trump, el resultado es que a Bolton le ha caído la del pulpo. El propio Trump le ha dicho que «El modelo libio no es un modelo que tengamos presente en absoluto cuando pensamos en Corea del Norte. En Libia diezmamos el país. No hubo un acuerdo para mantener a Gadafi. El modelo libio mencionado fue un asunto muy diferente». Efectivamente lo fue. Porque el sangriento derrocamiento de Gadafi fue en 2011 y de lo que hablaba John Bolton fue de la desnuclearización de Libia en 2003. En aquella época Muamar al Gadafi había visto el derrocamiento de Sadam Husein y con sabio criterio había puesto sus barbas a remojar. Tenía miedo de que Bush le hiciera seguir los mismos pasos así que, de forma preventiva, decidió declarar un desarme nuclear total y abrir la puerta a que los inspectores norteamericanos lo examinaran sin limitaciones. Hasta el punto de que inspectores norteamericanos sacaron del país elementos relevantes del programa nuclear. Fue una de aquellas victorias de Bush que nadie quiere recordar. Ni siquiera como modelo para aplicar a Kim Jong-un a pesar de lo bien que fue con Gadafi. Las palabras de Bolton han provocado la furia del coreano que ha amenazado con cancelar la cumbre con Trump del 12 de junio porque eso es exactamente lo que él quiere evitar: que se le imponga un desarme nuclear total. Y es en ese sentido en el que el modelo libio es inaceptable para él. Pero lo mejor de esta polémica para el dictador coreano es que la reacción de los medios de comunicación norteamericanos en contra de Bolton ha demostrado que son muchos los periodistas y analistas que demuestran con su forma de enjuiciar los hechos que sienten mayor afinidad con el dictador lanza misiles que con el consejero de Seguridad Nacional de la primera democracia del mundo cuyo principal objetivo sigue siendo el de acabar con las amenazas a Estados Unidos y al Occidente libre. Como decía aquel gran «halcón» de la Administración Reagan, Richard Pipes, fallecido el pasado jueves, la distensión no es forma de derrotar a las dictaduras. No lo fue en el caso de la Unión Soviética que fue al fin vencida cuando se la confrontó con la carrera armamentística. No lo es en la actualidad con los intentos de distensión con los islamistas y no lo será tampoco con Corea del Norte. Pero el mundo está lleno de gentes deseosas de creer en las hadas madrinas. Les deseo que les vaya bonito. Pero no cuenten conmigo.
20-05-2018 | Fuente: abc.es
EE.UU. y China alcanzan un acuerdo de mínimos que aleja la guerra comercial
La temida guerra comercial entre las dos grandes economías del mundo aún es posible, pero está más lejos que hace dos días. El acercamiento entre las delegaciones china y estadounidense ha fructificado este fin de semana en un acuerdo de mínimos consistente en un compromiso de Pekín de reducir o eliminar, según el caso, las barreras que encuentran algunos productos estadounidenses. El compromiso es firme en materia agrícola y energética, mientras que, por ahora, sólo hay voluntad de extenderlo a los productos manufacturados y los servicios, según el comunicado conjunto de ambas delegaciones, reunidas en Washington. En contrapartida, Washington anunció la congelación provisional de los aranceles al acero (25%) y el aluminio (10%), con los que Trump rompió las hostilidades el 1 de abril, en su obsesiva lucha contra el déficit comercial de Estados Unidos con China. La negociación aún es frágil. Pekín se resiste a poner una cifra a una reducción de la balanza comercial que la delegación estadounidense quiere brindar en bandeja a su presidente. Pese a las dificultades, Donald Trump está más cerca de salirse con la suya. Su permanente denuncia del creciente saldo desfavorable de Estados Unidos en su comercio con China, que el pasado año alcanzó los 375.000 millones de dólares, la cantidad más alta entre dos países, empieza a recoger frutos. El magnate ha clamado contra la «competencia desleal» de los asiáticos desde la campaña electoral, entonces como gancho para seducir a un amplio grueso de votantes enfadados, la mayoría en los estados industriales, que señalaban al extranjero como origen de sus males y que, aliviados por sus palabras, auparon a Trump a la presidencia. Ahora, el éxito político de una reducción del déficit con China es factible. El enfrentamiento comercial entre Washington y Pekín había alcanzado su punto álgido el mes pasado, cuando Trump ordenó medidas adicionales a los aranceles al acero y el aluminio. Las nuevas barreras a productos chinos se tasaban en 150.000 millones de dólares. China respondió con aranceles a productos agrícolas que habitualmente compra Estados Unidos al gigante asiático, en especial la soja. Los agricultores serían los más afectados, a pocos meses de la elección legislativa de mitad de mandato (midterm). A la hora de defender los productos propios, nadie da puntada sin hilo. Compromiso compartido En medio de una escalada sin precedentes, de la que la Unión Europea y otros socios de Washington han quedado por ahora al margen, Pekín aceptó finalmente sentarse a la mesa para negociar. Las conversaciones que abrieron hace tres semanas en Pekín, el secretario del Tesoro, Steve Mnuchin, y el viceprimer ministro chino Liu He, han derivado en un compromiso compartido para una «reducción sustancial» del déficit, según desveló hoy el portavoz de la Administración norteamericana. El moderado optimismo de los portavoces estadounidenses choca con la resistencia de las autoridades chinas a tasar la cantidad anual de esa disminución. El primer asesor de Trump en materia de comercio, Larry Kudlow, lanzó inicialmente las campanas al vuelo al proclamar que la bajada podría situarse en 200.000 millones de dólares. De una tacada, algo más de la mitad del déficit estimado total. El propio Kudlow tuvo que matizar que se trata de «una estimación genérica», después de que las autoridades chinas rechazaran poner cifras en la negociación. El secretario del Tesoro rectificó también las primeras afirmaciones de Kudlow, al referirse a «cambios estructurales, más que a cifras concretas», en su intento de fijar el ofrecimiento de Pekín. Mnuchin celebró que esa reforma de fondo en la relación comercial entre Estados Unidos y China «nos permitirá venderles miles y miles de millones más de dólares de nuestros productos». Pero se cuidó mucho de concretar cantidades: «Tenemos muchos productos específicos, pero no voy a concretarlos. Estamos negociando industria por industria». Y desveló que el secretario de Comercio, Wilbur Ross, viajará a China los próximos días para intentar un acuerdo definitivo con «compromisos concretos». Algunos economistas se muestran escépticos ante la posibilidad de lograr una reducción del déficit en 200.000 millones de dólares, dados los obstáculos estructurales de China y la dificultad de aumentar la producción por parte de Estados Unidos.
19-05-2018 | Fuente: abc.es
El Tesoro de EE.UU. sanciona a Diosdado Cabello, el número dos de Maduro
Diosdado Cabello, el hombre fuerte de Venezuela, es la carta escondida del Tesoro de EE.UU. Ayer la sacó sorpresivamente para sancionar al número dos del régimen chavista y a su familia en «un intento por presionar a Caracas por lo que considera como tácticas represivas contra la oposición», según la agencia Reuters. En su página web el Tesoro estadounidense anunció que sancionó a cuatro venezolanos de alto rango: Diosdado Cabello, primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), su esposa la ministra de Turismo Marleny Josefina Contreras Hernández, su hermano el ex Superintendente del Seniat (Oficina Tributaria) José David Cabello Rondón y su testaferro Rafael Alfredo Sarría Díaz. También fueron objeto de sanciones las tres compañías con sede en Boca Ratón, Florida, EE.UU., vinculadas a Rafael Alfredo Sarría Díaz como 11420 Dorp, Noor Plantation Investments LLC y SAI Advisor Inc. Sarría Díaz aparece con triple residencia en urbanizaciones exclusivas en Valle Arriba de Caracas, la Moraleja de Madrid y Pembroke Pines, Boca Ratón, de florida. Desde hace un año Cabello se ufanaba por no aparecer en la lista norteamericana de los sancionados del régimen de Maduro. Incluso se sentía libre de sospecha tras salir fotografiado con Thomas Shannon del Departamento de Estado de EEUU. Sin embargo, el Tesoro de EE.UU. sacó esta carta bajo la manga tan pronto fue oportuno para callarle la boca, justo dos días antes de las elecciones presidenciales del domingo, consideradas de fraudulentas. También después que Cabello se burlara del preso político el misionero Mormón Joshua Holt y lo acusara de ser un espía. La reacción de Cabello no se ha hecho esperar. Dijo que las sanciones económicas en su contra aprobadas por Estados Unidos lo hacen sentir «liberado» y que demuestran que «van en el camino correcto». «Sanciones inmorales del imperialismo, de la unión europea, de los lacayos aliados, sólo demuestran que vamos en el camino correcto, que avanzamos en una revolución auténtica. Alta moral, no han podido con nosotros ni podrán. Querido Pueblo, mucha calma: Nosotros Venceremos!!», publicó Cabello ayer en su cuenta de Twitter. En otro mensaje aseguró que «en verdad me siento liberado»ya que «el imperialismo se ocupe de perseguir a este humilde soldado y a su familia, me fortalece, me obliga cada día a seguir luchando por las causas que creo y a serle fiel y leal a nuestro querido Pueblo. Y que se lo graben: Nosotros Venceremos!!», añadió.
19-05-2018 | Fuente: elmundo.es
Leon Bridges, un diamante en bruto que no soñaba con ser descubierto
El cantante norteamericano que retoma los orígenes del RnB y el soul se sincera con EL MUNDO acerca de sus deseos y ambiciones. El próximo 12 de julio presentará su segundo álbum, 'Good Thing', en el Festival Mad Cool 
19-05-2018 | Fuente: abc.es
Putin y Merkel liman asperezas ante los desmanes de Trump
Nunca antes el presidente ruso, Vladímir Putin, se había mostrado tan atento y galante con la canciller alemana, Angela Merkel, como ayer viernes en Sochi. La regaló un hermoso ramo de flores al recibirla en su residencia oficial de verano. Ha sido su primer encuentro de ámbito internacional tras su investidura, el pasado 7 de mayo, para un tercer mandato y Putin ha intentado explotar en su favor las suspicacias de Merkel en relación con el presidente estadounidense, Donald Trump. Uno de los temas centrales de la reunión fue el acuerdo nuclear con Irán, cuestión en la que las posiciones de Moscú y Berlín coinciden en la necesidad de salvarlo. Durante la rueda de prensa conjunta que ambos ofrecieron tras las conversaciones, Merkel reconoció que la salida de Estados Unidos del pacto nuclear «complica la situación», pero señaló que «aunque el acuerdo no es perfecto, es mejor que nada». A su juicio, «hay que continuar las negociaciones con Irán». Putin, uno de los principales valedores del acuerdo nuclear desde que su fase más embrionaria, viene insistiendo en que su ruptura definitiva «tendría consecuencias imprevisibles» y celebra que, no sólo Alemania, sino, como recordó ayer la canciller germana, también Reino Unido, Francia y «todos nuestros colegas en la Unión Europea» lo respaldan. Otro de los asuntos tratados por Putin y Merkel en el que también hubo cierta sintonía fue en mantener el flujo de gas a Europa a través de Ucrania una vez entre en servicio el gaseoducto Nord Stream-2, construido precisamente para evitar ése tránsito, ya que el tendido va a través del mar Báltico. Alemania está categóricamente en contra de cualquier medida de Rusia dirigida al estrangulamiento económico de Ucrania. Además, Trump, cuya administración está fuertemente solidarizada con Kiev ha pedido a Berlín que renuncie al Nord Stream-2 por constituir una «amenaza para la seguridad energética de Europa». En tal caso, el hidrocarburo llegaría licuado de EEUU, lo que, según las advertencias del Kremlin, saldría mucho más caro. Y aquí se pudieron observar ayer determinadas cesiones de Putin. Se comprometió a «negociar» con Kiev el mantenimiento del tránsito por Ucrania, lo que aporta a su presupuesto cada año la suma, dijo el presidente ruso, de «2.000-3.000 millones de dólares». Advirtió, eso sí, que tales suministros «continuarán si son rentables» y lamentó que «Nord Stream-2, que nació como un proyecto exclusivamente económico, se ha visto salpicado por consideraciones de carácter político». A este respecto, el jefe del Kremlin dijo que «Trump no es sólo el presidente de EE.UU., sino también un gran empresario, por lo que promueve los intereses de sus empresas con el fin de garantizar la venta del gas de esquisto norteamericano». En contra del nuevo gaseoducto ruso se han pronunciado, además de EE.UU., las repúblicas bálticas, Polonia y los países escandinavos. En donde ayer hubo discrepancias, aunque menos de las demostradas en otras ocasiones, fue en asuntos como Siria y Ucrania. El dictador Bashar al Assad sigue siendo para Berlín el principal escollo hacia la pacificación y normalización política en Siria. Para Moscú es el presidente «legítimo» y la única esperanza del país árabe, al menos a corto y medio plazo. Putin y Merkel hablaron también de Ucrania, principal motivo de discordia entre Rusia y Occidente. Los acuerdos de paz de Minsk no se cumplen y existe la amenaza que el conflicto armado se reproduzca con más fuerza en cualquier momento. Según fuentes de la Presidencia rusa, diplomáticos de los países que forman el Grupo de Normandía (Rusia, Ucrania, Alemania y Francia) trabajan ya sobre un proyecto para desplegar fuerzas de paz en la regiones separatistas del este de Ucrania. Merkel le prometió además a Putin que hablará con el presidente ucraniano, Piotr Poroshenko, sobre el arresto y acusación de «alta traición» presentada contra el jefe de la corresponsalía en Kiev de la agencia rusa RIA-Nóvosti, Kiril Vishinski.
18-05-2018 | Fuente: elpais.com
Asesinatos, mafia y corrupción, el retrato del poder de Gael García Bernal
'Aquí en la tierra', la serie producida por el mexicano, relata los vicios de la élite política con numerosos guiños a la actualidad del país norteamericano
18-05-2018 | Fuente: abc.es
Claves para comprender la oferta sobre los aranceles de la UE
Los líderes europeos jamás pensaron que su primer gran desafío colectivo en la escena internacional no sería una confrontación con una potencia antagonista, sino con un país amigo. En efecto, la UE se juega su capacidad de ser un actor creíble en el mundo, en un tremendo pulso con Estados Unidos. Después de una cena informal en Sofía con los jefes de Estado y de Gobierno, el presidente de la Comisión Europea anunció que estaba dispuesto a ofrecer a Estados Unidos ventajas comerciales para su industria automovilística, siempre que Washington anule «definitivamente» cualquier amenaza de sanciones en forma de aranceles a las exportaciones europeas de acero y aluminio. El mensaje de los europeos tiene también algo de ultimátum, porque incluye la amenaza de que no negociarán bajo presión («bajo la espada de Damocles» dijo Juncker) y si no se atienden sus puntos de vista «defenderemos nuestros intereses». Es decir que la oferta, que incluye la posibilidad de revisar también algunas reglas del comercio mundial, solo se mantendrá si Washington anula antes «de forma indefinida» su amenaza de aranceles a los productos siderúrgicos europeos. Oferta para evitar los aranceles Una mejora para la entrada de coches norteamericanos, para que le sirva a Trump de argumento de defensa del sector automovilístico, a cambio de la renuncia a imponer aranceles al acero y aluminio europeos. Un acuerdo «mejorable» que se mantiene Los líderes europeos están dispuestos a admitir que le faltan cosas al acuerdo con Iran de 2015, pero no a renunciar a él como ha hecho Trump, a pesar de que ello puede tener consecuencias para las empresas europeas. Mantener la unidad dentro de la UE Todos los países se mantienen unidos, lo que fortalece a la Comisión en sus negociaciones. Alemania es el que más perdería en caso de que se impongan aranceles al acero. No teme la competencia de los coches. Promesa vaga a los países balcánicos La «declaración de Sofía» es mucho más vaga e inconcreta que la que los europeos firmaron en 2003 y en la que aseguraban a estos países que serían miembros de pleno derecho de la UE a medio plazo. El Brexit a paso de tortuga Los líderes europeos se han informado de que las negociaciones sobre la salida del Reino Unido no han avanzando prácticamente en los últimos meses, aunque deberían estar listas en octubre.
17-05-2018 | Fuente: abc.es
La UE ofrece a Trump bajar los impuestos a los coches si acaba con los aranceles
Los líderes europeos jamás pensaron que su primer gran desafío colectivo en la escena internacional no sería una confrontación con una potencia antagonista, sino con un país amigo. En efecto, la UE se juega su capacidad de ser un actor creíble en el mundo, en un tremendo pulso con Estados Unidos. Después de una cena informal en Sofía con los jefes de Estado y de Gobierno, el presidente de la Comisión Europea anunció que estaba dispuesto a ofrecer a Estados Unidos ventajas comerciales para su industria automovilística, siempre que Washington anule «definitivamente» cualquier amenaza de sanciones en forma de aranceles a las exportaciones europeas de acero y aluminio. El mensaje de los europeos tiene también algo de ultimátum, porque incluye la amenaza de que no negociarán bajo presión («bajo la espada de Damocles» dijo Juncker) y si no se atienden sus puntos de vista «defenderemos nuestros intereses». Es decir que la oferta, que incluye la posibilidad de revisar también algunas reglas del comercio mundial, solo se mantendrá si Washington anula antes «de forma indefinida» su amenaza de aranceles a los productos siderúrgicos europeos. Lo más importante de esta decisión es si se mantiene la unidad de los socios comunitarios. La Comisión tiene la competencia exclusiva en materia de comercio, cada país tiene intereses comerciales diferentes, pero todos tienen un mercado único que defender. Para la UE, una guerra comercial en la Organización Mundial de Comercio (OMC) sería mucho menos grave que una división interna. Por ello los europeos han lanzado mensajes matizados a una Administración norteamericana en estos momentos imprevisible. El miércoles el presidente del Consejo, Donald Tusk: «Con amigos como Trump ¿quien necesita enemigos?» y ayer varios líderes admitieron que el acuerdo nuclear con Irán de 105 -la otra pata del desacuerdo con Washington- «es mejorable», lo que deja abierta una puerta a la posibilidad de volver a mesa de negociaciones para intentar convencer a los iraníes, como quiere Trump. Los plazos apremian. El 1 de junio se termina la suspensión temporal de los aranceles al acero y el aluminio europeos y el temor a verse implicados en sanciones por comerciar con Irán ya ha obligado a renunciar a un contrato a la francesa Total. Tusk habló de que «cuando su amigo más cercano actúa de forma imprevisible» se convierte en «un verdadero problema geopolítico» . Obligado a hablar de sus declaraciones de la víspera, el polaco aclaró que hablaba en serio. «No, no es una broma, es la esencia de nuestro problema con nuestros amigos del otro lado del Atlántico. Puedo estar de acuerdo con Donald Trump cuando dice que la imprevisibilidad puede ser una herramienta muy útil en política, pero sólo contra enemigos u oponentes. La imprevisibilidad es lo último que necesitamos cuando somos amigos». Por lo demás, la reunión informal de Sofía estaba destinada a enviar a los países de los Balcanes Occidentales un mensaje de esperanza en forma de compromiso a favor de una «perspectiva europea» sin fechas ni fórmula concreta, algo decepcionante cuando hace 15 años ya se aprobó una declaración en la que se hablaba sin disimulos de una futura adhesión a la UE, Pese a todo, como les dijo ayer el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, «la Unión Europea es y seguirá siendo su socio más fiable». El problema es que sobre el terreno esa alternativa si existe. Rusia está incrementando exponencialmente su presencia. Turquía intenta hacer otro tanto, por no hablar de China. O incluso de EE.UU. que es el poder dominante en Albania o Kosovo, Frente a este hecho, la presidencia búlgara, que es un país directamente afectado pro las penetraciones externas en los Balcanes, había organizado esta cumbre informal dedicada a prometer al menos ayudas a estos países para que puedan aumentar su propia interconexión y eso mantenga encendida la vela de la esperanza pese a que ahora no hay ninguna posibilidad de convertirse en miembros de un club que aún no había digerido la última ampliación cuando se ha encontrado con la crisis del Brexit. De momento, la única promesa ha sido que se repetirá la cumbre dentro de dos años, cuando se celebre la primera presidencia croata, el único país de la zona, junto a Eslovenia, que ya es miembro de la UE.
17-05-2018 | Fuente: abc.es
Concluye en Sofía la cumbre Unión Europea-Balcanes, considerada ya «histórica»
Concluyó en Sofía la Cumbre UE ? Balcanes celebrada tras una larga pausa ?la anterior había tenido lugar en Salónica hace 15 años?, que reunió a los líderes europeos con sus homólogos de lo que se ha dado en llamar Balcanes occidentales - Macedonia, Serbia, Montenegro, Kosovo, Albania y Bosnia y Herzegovina. Este evento, calificado ya de «histórico», ha finalizado con la firma de la Declaración de Sofía, que marca la perspectiva europea a los seis países de la región ya mencionados. Además de los líderes de los países de la UE, asistieron el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk; el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, y del Parlamento Europeo, Antonio Tajani. Vale señalar que el presidente español, Mariano Rajoy, se desplazó a Sofía y mantuvo una reunión con el primer ministro búlgaro, Boiko Borisov, un día antes de inaugurarse la Cumbre ya que declinó asistir a este foro para no coincidir con el líder de Kosovo, Hasim Thaçi, por razones obvias, dada la postura de España, junto a otros varios países europeos, de no aceptar a este país como estado independiente. Rajoy prefirió que España estuviese representada en este alto foro por su embajador en Bruselas. Poco antes de comenzar anoche la cena oficial, Donald Tusk, Presidente del Consejo Europeo, afirmaba ante los delegados asistentes, comentando el malestar que había producido la decisión del presidente norteamericano, Donald Trump, de retirar a los EE.UU. de las negociaciones con Irán: «Hoy somos testigos de un nuevo fenómeno, la actitud caprichosa de la administración estadounidense [?] vistas las últimas decisiones del presidente Trump, uno se formularía la pregunta: 'Con semejantes amigos ¿para qué necesitamos enemigos en Europa?'». Jean-Claude Juncker, a su vez, manifestó que «respecto al comercio entre la UE y los EE.UU . insistimos en una excepción ilimitada en cuanto a los aranceles y estamos dispuestos a iniciar negociaciones con nuestros socios transatlánticos», aunque dejó bien claro que «no vamos a negociar con una espada de Dámocles pendiente sobre nosotros». En la Declaración de Sofía, documento aprobado al término de la Cumbre, se señala que la UE saluda el compromiso compartido de los países de los Balcanes occidentales con los valores y principios europeos, y con la visión de una Europa unida, fuerte y estable. También se reitera lo que ya se había proclamado hace 15 años en Salónica, que la UE se reafirma en su apoyo incontestable a la perspectiva europea de los países de los Balcanes occidentales por considerarla una elección suya propia categórica y estratégica. Los líderes europeos se han declarado de forma unánime, en todos los niveles, en apoyo a la transformación política, económica y social, incluso mediante una asistencia sólida en base a los avances logrados por estos países en el dominio de los principios del estado de derecho y las reformas socio-económicas. Asimismo se hizo hincapié en la identificación de estos países con la lucha contra la corrupción y el crimen organizado, el respeto a los derechos humanos y el de las minorías, recalcando que la sociedad civil y los medios de comunicación desempeñan un papel clave en el proceso de democratización. Aunque Rajoy no firmó la Declaración por desacuerdo con el estatus de Kosovo, sí afirmó que España apoya la Declaración final porque la considera «neutral» y se lo agradece a Bulgaria En sus palabras finales, Tusk afirmó que «Europa es lo suficientemente fuerte y poderosa para poder apadrinar a los seis nuevos países que se espera se incorporen a la UE». La convocatoria y celebración de la Cumbre se considera el punto culminante de la presidencia búlgara de la UE, calificada de muy exitosa, con una organización impecable según palabras de los líderes europeos, entre ellos el presidente Mariano Rajoy, la canciller alemana Angela Merkel y el presidente francés Emmanuel Macron. La Declaración finaliza con el apoyo a la intención de Croacia de ser el país anfitrión de la siguiente Cumbre entre la UE y los Balcanes durante su presidencia en 2020. Entre los méritos de esta Cumbre, vale señalar el acercamiento de las posturas entre Grecia y Macedonia ?sus líderes, Alexis Tsipras y Zoran Zaev se reunieron en varias ocasiones?, respecto al dilatado conflicto sobre el nombre de la República de Macedonia, en que se señaló que se espera que a finales de junio este contencioso se resolverá. También hay que señalar la declaración del presidente de Serbia, Alexander Vucic sobre las diferencias con Kosovo. Vucic señaló que ?nos hemos reunido aquí para resolver los problemas y espero que pronto hallaremos una solución?. Mientras se celebraba la Cumbre, el tráfico en Sofía fue colapsado por las protestas de los transportistas cuyo objetivo era presentar a los líderes europeos la cuantía de los daños y perjuicios que supondrá la aplicación de los cambios que se piensa introducir con el «paquete Movilidad» o como lo califican aquí «paquete Macron» que contiene nuevas regulaciones para los pagos a los choferes del transporte internacional. Según el representante búlgaro de la Asociación de Transportistas Internacionales, estas nuevas regulaciones «no coinciden con las necesidades de la industria» ya que en el momento «un 70% de las mercancías para cada consumidor se transportan en camiones TIR, lo que incrementará el coste con un 50% a 100%».
17-05-2018 | Fuente: abc.es
Bruselas se prepara para una pesadilla peor que el Brexit
La situación política en Italia se puede convertir en la peor pesadilla para la Unión Europea. Y no era fácil teniendo en cuenta el ambiente que está viviendo ahora mismo la Unión, con grandes tensiones diplomáticas con Estados Unidos. Los jefes de estado y de Gobierno cenaron ayer en Sofia con un complejo menú centrado oficialmente en los Balcanes, pero salpimentado sin duda por las noticias que vienen de Italia. A pesar de que oficialmente no se hacen comentarios y lo que dicen los portavoces oficiales de la Comisión es que la institución está preparada para trabajar con cualquier gobierno democrático, en Bruselas no puede ocultarse la preocupación que plantean los términos en los que se discute la formación de una coalición en Italia. El principal problema es que Italia no es un país como Grecia, sino que es la tercera economía de la zona euro y de largo la más endeudada de la UE. Con una proporción relativa de 132% del PIB, la economía italiana es altamente dependiente de la deuda. Y un movimiento de pánico en los mercados puede suponer un problema terrible para la financiación del estado. En un primer momento, las instituciones europeas se preparaban para la eventualidad de que el resultado electoral favoreciese la candidatura del actual presidente del Parlamento Europeo y ex comisario, Antonio Tajani. Pero el recuento no favoreció esta posibilidad y en su lugar ha desembocado en una coalición de populistas antieuropeos y demagogos euroescépticos. Una combinación letal para los intereses comunitarios. Así se entiende que declaraciones como la que hizo ayer el presidente del Consejo Donald Tusk contra el presidente norteamericano, Donald Trump, hayan pasado casi desapercibidas. Tusk llegó a decir en referencia al estadounidense que «con amigos así, ¿quién necesita enemigos?» en referencia al país considerado como el principal aliado de Europa. Rusia amenazando la estabilidad en la UE (la cumbre de Sofia pretendía lanzar una señal de alarma para detener el avance de Moscú en los Balcanes) ahora el principal problema podría venir de uno de los países fundadores. Sería una inesperada revancha histórica, teniendo en cuenta que desde 2011, cuando se produjo la dimisión de Silvio Berlusconi forzada por las presiones europeas, se considera que la UE ha influido directamente en la gobernación de Italia a través de diferentes presidentes del Gobierno, para acabar desembocando en el triunfode esta combinación de nacionalismo y populismo antieuropeo.
1
...