Infortelecom

Noticias de jep

25-04-2020 | Fuente: abc.es
Groelandia acepta la ayuda económica de Estados Unidos provocando polémica en Dinamarca
El Gobierno de Groenlandia, territorio autónomo danés, anunció hoy que ha aceptado una ayuda económica de Estados Unidos para proyectos civiles, plan consensuado con Dinamarca, meses después de la polémica por el plan del presidente estadounidense, Donald Trump, para comprar esta isla ártica. La ayuda, de 12,1 millones de dólares (11 millones de euros), irá destinada a proyectos relacionados con extracción de materias primas, turismo y educación, y será implementada a través de asesoramiento de expertos estadounidenses y programas ya existentes, informó el Naalakkersuisut (Gobierno groenlandés). "Con esta buena noticia se confirma que nuestro trabajo de consolidar una relación constructiva con Estados Unidos da sus frutos. Es positivo que la creciente cooperación se plasme de forma concreta en una asignación a proyectos", señaló en un comunicado el presidente groenlandés, Kim Kielsen. El ministro de Asuntos Exteriores danés, Jeppe Kofod, calificó el anuncio de "completamente natural" y lo consideró el "primer paso" en una colaboración para profundizar la cooperación "estratégica". "Estamos interesados en el crecimiento de Groenlandia. Somos el gran aliado de Dinamarca y el principal socio comercial de la Mancomunidad del Reino danés (que forman Dinamarca y sus territorios autónomos de Groenlandia y las Islas Feroe), dijo en rueda de prensa la embajadora de EE.UU, Carla Sands. Sands destacó que Estados Unidos, que en breve abrirá un consulado en Nuuk (capital de Groenlandia), cuenta con el apoyo total de Copenhague y aseguró que no se han iniciado discusiones sobre la apertura de nuevas bases militares, aparte de la que ya tiene en el norte de la isla desde la Guerra Fría. Varios partidos políticos opositores al Gobierno danés protestaron por lo que consideran una intromisión de Estados Unidos, mientras la oposición en Nuuk se mostró escéptica con la ayuda. Polémico plan y visita oficial cancelada Días antes de realizar una visita oficial a Dinamarca en agosto del año pasado, medios estadounidenses filtraron el interés de Trump en comprar esta isla de más de dos millones de kilómetros cuadrados (el 80 % cubierto de hielo) y 56.000 habitantes, idea confirmada después por el propio presidente. La noticia fue recibida como una broma por la clase política danesa, mientras el Gobierno autonómico aseguró que Groenlandia no estaba en venta, y la primera ministra danesa, la socialdemócrata Mette Frederiksen, calificaba la idea de "absurda". La negativa a negociar una posible venta de Groenlandia fue el motivo esgrimido por Trump para cancelar la visita, mientras Frederiksen quitó importancia a la polémica y apostó por estrechar la cooperación entre ambos países en el Ártico. Meses atrás el Gobierno danés había forzado un acuerdo con Groenlandia para apoyar económicamente su plan para ampliar la red aeroportuaria con vistas a atraer más turistas, después de que la contratista pública china CCC hubiera sido precalificada en el proceso previo de licitación. Groenlandia goza de una amplía autonomía desde la aprobación de un nuevo estatuto en 2009, que reconoce el derecho de autodeterminación, aunque depende económicamente de la pesca y de la ayuda anual de uno 523 millones de euros de Copenhague, que supone la mitad del presupuesto de Nuuk.
15-03-2020 | Fuente: abc.es
Alemania refuerza el sistema sanitario con militares en activos y reservistas
El ministro de Sanidad alemán, Jens Spahn, llamó ayer a los turistas alemanes que se encuentren en Suiza, Austria o Italia a regresar cuanto antes y permanecer dos semanas en cuarentena en casa. Queda prohibida la práctica de deporte en cualquier tipo de instalaciones públicas y privadas, así como las visitas a pacientes ingresados. Hacía estos anuncios al tiempo que visitaba hospitales para arengar al personal sanitario, que va a encontrarse en las próximas semanas en primera línea de batalla contra el coronavirus y que «no debe caer en la tentación de dar pasos atrás». Alemania está reforzando el personal médico en un sistema sanitario con déficit crónico de efectivos que puede resultar crítico en situación de saturación. El ejército ha llamado a la reserva. Todos los afectados por esta medida deben presentarse en los hospitales militares de Coblenza, Hamburgo, Berlín, Ulm y Westertede. El ministro Spahn ha pedido además en una circular a hospitales y clínicas, unos 2.000 centros en total, que llamen a estudiantes de medicina y enfermería en última etapa de formación y a médicos y enfermeros jubilados recientemente, para engrosar, los que voluntariamente accedan, el personal en activo. También comunicó ayer la prohibición de reuniones con más de 50 personas, pero negó que esta medida estuviera relacionada con rumores sobre las intenciones del Gobierno de limitar de manera extrema los movimientos de los ciudadanos. «Eso no es cierto», insistió, mientras los alemanes experimentan sucesivos cierres en sus fronteras por parte de sus países vecinos. En las últimas semanas se habían venido realizando controles fronterizos, en los que se tomaba la fiebre y se cumplía un protocolo de información a las personas que cruzaban, pero en las últimas horas varios países centroeuropeos están cerrando sus fronteras y no dejan pasar a los extranjeros. Así lo ha anunciado Polonia, cuyo primer ministro, Mateusz Morawiecki, ha decretado que los polacos que vuelvan a su país deberán pasar una cuarentena de quince días, mientras que a los extranjeros les será impedido el paso. «La mayoría de casos que propagan la epidemia son casos importados», ha justificado, «y no queremos que el coronavirus fluya a oleadas». Por ello ha proclamado un «estado de amenaza epidemiológica». Austria El gobierno de populares y verdes de Austria, con Sebastian Kurz a la cabeza, ha prohibido los vuelos de conexión con España, Suiza y Francia. La jefa del gobierno danés, Mette Frederiksen, ha anunciado por su parte el cierre de fronteras a los extranjeros desde el sábado al mediodía. «Todos los turistas extranjeros que no puedan demostrar que tienen una razón válida para venir a Dinamarca no serán autorizados a entrar», ha advertido en una conferencia de prensa, precisando que la circulación de bienes no está afectada y que los daneses seguirán estando autorizados a entrar en el reino. «Los daneses que viven en el extranjero pueden quedarse perfectamente, pero les pedimos a los que están de vacaciones regresar a casa inmediatamente», ha declarado el ministro de Relaciones Exteriores, Jeppe Kofod. Chequia y Eslovaquia El gobierno checo y el eslovaco también han anunciado el cierre casi total de sus fronteras a los extranjeros. «Ningún ciudadano extranjero será autorizado a entrar en Eslovaquia», ha confirmado el portavoz del Ministerio del Interior eslovaco, Peter Lazarov, sin dar una fecha de normalización. Bratislava hace una sola excepción con los ciudadanos de la vecina Polonia, debido a que muchos polacos trabajan en fábricas y minas de Eslovaquia. Los extranjeros de otros países podrán entrar solo si tienen un permiso de residencia permanente y todos los eslovacos que regresen del extranjero deberán someterse a una cuarentena durante 14 días. En Eslovaquia, con 16 casos de coronavirus, se han cerrado los aeropuertos internacionales y detenido el transporte de pasajeros, por carretera y por ferrocarril. La vecina República Checa ha decretado un estado de emergencia de 30 días, cerrando sus fronteras a los viajeros que vienen de «zonas de riesgo», es decir de 15 países: Alemania, Francia, Reino Unido, China, Corea del Sur, Irán, Italia, España, Austria, Suiza, Suecia, Noruega, Holanda, Bélgica y Dinamarca. Praga ha prohibido que los autobuses, trenes y barcos transporten pasajeros a través de sus fronteras, salvo a los residentes de la República Checa. Solo 11 pasos fronterizos permanecerán abiertos con Alemania y Austria. «También hemos prohibido que los ciudadanos checos vayan a zonas de riesgo», declaró el primer ministro checo, Andrej Babis. Estonia Estonia, por su parte, ha impuesto el estado de emergencia hasta el 1 de mayo. Todas las escuelas y universidades deben pasarse a la educación a distancia, los museos y cines estarán cerrados, se cancelarán los eventos públicos y deportivos y se introducirán controles sanitarios en las fronteras. Se suspenderá el transporte marítimo de pasajeros entre Tallin y Estocolmo, y se prohibirán las visitas a hospitales, hospicios y prisiones. Rusia Si del miércoles al jueves el número de infectados en Rusia por el coronavirus aumentó en 6 personas, en las siguientes 24 horas se han registrado 11 casos más, casi el doble, informa Rafael M. Mañueco desde Moscú. Esta cifra supone además la cuarta parte del total de 45 personas que han contraído la enfermedad desde finales de enero, cuando apareció en el país por primera vez. Así que, como es común ya en el COVID-19 tras observar su evolución en países como China o Italia, el mal empieza a extenderse en Rusia de forma exponencial. Según las últimas medidas anunciadas hoy por la Alcaldía capitalina, las escuelas de Moscú, la ciudad más afectada por el coronavirus, permitirán a los padres que decidan si permitir o no a sus hijos acudir a las clases, lo que augura cierres inmediatos de muchos colegios. Algunos dejaron ya de funcionar hace días. Mientras, hay más de 13.000 moscovitas que han tenido que autoaislarse tras regresar de países considerados «adversos» desde el punto de vista sanitario como Italia, España, Francia o Alemania. Lo que sigue sin haber todavía son muertes.
15-03-2020 | Fuente: abc.es
Alemania cierra sus fronteras con Francia, Suiza y Austria y refuerza su sanidad con militares
El coronavirus llevará a partir de las 8.00 de mañana a Alemania a cerrar las fronteras con tres de sus vecinos, Francia, Austria y Suiza. La decisión se adoptó tras una reunión telefónica de la canciller, Angela Merkel, con los ministros de Interior y Sanidad y los jefes de los estados de Baviera, Baden-Württemberg, Sarre y Renania-Palatinado. Habrá excepciones para el tráfico de mercancías y las personas que viven y trabajan a caballo entre dos países, según explican medios alemanes. Entre tanto, el ministro de Sanidad alemán, Jens Spahn, llamó ayer a los turistas alemanes que se encuentren en Suiza, Austria o Italia a regresar cuanto antes y permanecer dos semanas en cuarentena en casa. Queda prohibida la práctica de deporte en cualquier tipo de instalaciones públicas y privadas, así como las visitas a pacientes ingresados. Hacía estos anuncios al tiempo que visitaba hospitales para arengar al personal sanitario, que va a encontrarse en las próximas semanas en primera línea de batalla contra el coronavirus y que «no debe caer en la tentación de dar pasos atrás». Alemania está reforzando el personal médico en un sistema sanitario con déficit crónico de efectivos que puede resultar crítico en situación de saturación. El ejército ha llamado a la reserva. Todos los afectados por esta medida deben presentarse en los hospitales militares de Coblenza, Hamburgo, Berlín, Ulm y Westertede. El ministro Spahn ha pedido además en una circular a hospitales y clínicas, unos 2.000 centros en total, que llamen a estudiantes de medicina y enfermería en última etapa de formación y a médicos y enfermeros jubilados recientemente, para engrosar, los que voluntariamente accedan, el personal en activo. También comunicó ayer la prohibición de reuniones con más de 50 personas, pero negó que esta medida estuviera relacionada con rumores sobre las intenciones del Gobierno de limitar de manera extrema los movimientos de los ciudadanos. «Eso no es cierto», insistió, mientras los alemanes experimentan sucesivos cierres en sus fronteras por parte de sus países vecinos. En las últimas semanas se habían venido realizando controles fronterizos, en los que se tomaba la fiebre y se cumplía un protocolo de información a las personas que cruzaban, pero en las últimas horas varios países centroeuropeos están cerrando sus fronteras y no dejan pasar a los extranjeros. Así lo ha anunciado Polonia, cuyo primer ministro, Mateusz Morawiecki, ha decretado que los polacos que vuelvan a su país deberán pasar una cuarentena de quince días, mientras que a los extranjeros les será impedido el paso. «La mayoría de casos que propagan la epidemia son casos importados», ha justificado, «y no queremos que el coronavirus fluya a oleadas». Por ello ha proclamado un «estado de amenaza epidemiológica». Austria El gobierno de populares y verdes de Austria, con Sebastian Kurz a la cabeza, ha prohibido los vuelos de conexión con España, Suiza y Francia. La jefa del gobierno danés, Mette Frederiksen, ha anunciado por su parte el cierre de fronteras a los extranjeros desde el sábado al mediodía. «Todos los turistas extranjeros que no puedan demostrar que tienen una razón válida para venir a Dinamarca no serán autorizados a entrar», ha advertido en una conferencia de prensa, precisando que la circulación de bienes no está afectada y que los daneses seguirán estando autorizados a entrar en el reino. «Los daneses que viven en el extranjero pueden quedarse perfectamente, pero les pedimos a los que están de vacaciones regresar a casa inmediatamente», ha declarado el ministro de Relaciones Exteriores, Jeppe Kofod. Chequia y Eslovaquia El gobierno checo y el eslovaco también han anunciado el cierre casi total de sus fronteras a los extranjeros. «Ningún ciudadano extranjero será autorizado a entrar en Eslovaquia», ha confirmado el portavoz del Ministerio del Interior eslovaco, Peter Lazarov, sin dar una fecha de normalización. Bratislava hace una sola excepción con los ciudadanos de la vecina Polonia, debido a que muchos polacos trabajan en fábricas y minas de Eslovaquia. Los extranjeros de otros países podrán entrar solo si tienen un permiso de residencia permanente y todos los eslovacos que regresen del extranjero deberán someterse a una cuarentena durante 14 días. En Eslovaquia, con 16 casos de coronavirus, se han cerrado los aeropuertos internacionales y detenido el transporte de pasajeros, por carretera y por ferrocarril. La vecina República Checa ha decretado un estado de emergencia de 30 días, cerrando sus fronteras a los viajeros que vienen de «zonas de riesgo», es decir de 15 países: Alemania, Francia, Reino Unido, China, Corea del Sur, Irán, Italia, España, Austria, Suiza, Suecia, Noruega, Holanda, Bélgica y Dinamarca. Praga ha prohibido que los autobuses, trenes y barcos transporten pasajeros a través de sus fronteras, salvo a los residentes de la República Checa. Solo 11 pasos fronterizos permanecerán abiertos con Alemania y Austria. «También hemos prohibido que los ciudadanos checos vayan a zonas de riesgo», declaró el primer ministro checo, Andrej Babis. Estonia Estonia, por su parte, ha impuesto el estado de emergencia hasta el 1 de mayo. Todas las escuelas y universidades deben pasarse a la educación a distancia, los museos y cines estarán cerrados, se cancelarán los eventos públicos y deportivos y se introducirán controles sanitarios en las fronteras. Se suspenderá el transporte marítimo de pasajeros entre Tallin y Estocolmo, y se prohibirán las visitas a hospitales, hospicios y prisiones. Rusia Si del miércoles al jueves el número de infectados en Rusia por el coronavirus aumentó en 6 personas, en las siguientes 24 horas se han registrado 11 casos más, casi el doble, informa Rafael M. Mañueco desde Moscú. Esta cifra supone además la cuarta parte del total de 45 personas que han contraído la enfermedad desde finales de enero, cuando apareció en el país por primera vez. Así que, como es común ya en el COVID-19 tras observar su evolución en países como China o Italia, el mal empieza a extenderse en Rusia de forma exponencial. Según las últimas medidas anunciadas hoy por la Alcaldía capitalina, las escuelas de Moscú, la ciudad más afectada por el coronavirus, permitirán a los padres que decidan si permitir o no a sus hijos acudir a las clases, lo que augura cierres inmediatos de muchos colegios. Algunos dejaron ya de funcionar hace días. Mientras, hay más de 13.000 moscovitas que han tenido que autoaislarse tras regresar de países considerados «adversos» desde el punto de vista sanitario como Italia, España, Francia o Alemania. Lo que sigue sin haber todavía son muertes.
05-03-2020 | Fuente: as.com
Sofía Val y Linus Jepsen, a la final de los Mundiales júnior
La pareja terminó 20ª en danza rítmica y se clasificó con su mejor marca personal en este ejercicio: 51,18 puntos. España llevaba seis años sin representantes en la final.
21-02-2020 | Fuente: as.com
Ababel Yeshaneh bate el récord mundial de media maratón
La atleta etíope se impuso en la prueba de Ras Al Khaimah con un registro de 1:04:31, rebajando el registro de Jepkosgei y superando en la carrera a Brigid Kosgei.
14-12-2019 | Fuente: abc.es
Hallan una fosa con más de 50 presuntas víctimas de falsos positivos en Colombia
Las autoridades colombianas investigan el hallazgo de una fosa común en la localidad de Dabeiba, en el departamento de Antioquia (noroeste), en la que creen que puede haber más de 50 civiles víctimas de ejecuciones extrajudiciales, conocidas en el país como «falsos positivos». «Se presume que en el cementerio de Dabeiba se encontrarían los restos de más de 50 personas presentadas ilegítimamente como bajas en combate (falsos positivos)», afirmó la Justicia Especial para la Paz (JEP) en un comunicado. Ese tribunal, que nació tras los acuerdos de paz firmados entre el Gobierno y la guerrilla de las FARC, detalló que las víctimas al parecer vivían en Medellín, tenían edades comprendidas entre los 15 y los 56 años y algunos de ellos estarían «en condición de discapacidad».
03-11-2019 | Fuente: as.com
Maratón de Nueva York: la 49ª edición en imágenes
El keniata Geoffrey Kamworor se lleva la victoria en la competición masculina y su compatriota Joyciline Jepkosgei hizo lo propio en la femenina en su debut.
03-11-2019 | Fuente: as.com
Doblete de Kenia en Nueva York con Kamworor y Jepkosgei
La keniata celebró a lo grande su debut en esta prueba y logró la segunda mejor marca en la historia por una mujer en la 'division open'.
07-09-2019 | Fuente: elpais.com
Civiles implicados en el conflicto armado en Colombia piden acogerse al tribunal de paz
Más de 600 personas, entre excongresistas, exalcaldes y empresarios se han presentado de forma voluntaria ante la JEP
05-09-2019 | Fuente: abc.es
Sudáfrica afronta una nueva oleada xenófoba
Sudáfrica está viviendo un nuevo «capítulo oscuro» debido a una oleada de ataques contra inmigrantes y sus negocios. Al menos 7 personas han muerto y un centenar han sido detenidas desde el domingo por disturbios y saqueos a tiendas de extranjeros en distintos barrios de Johannesburgo. Las tensiones no solo se han vivido en la ciudad más poblada del país si no también en su capital administrativa, Pretoria. El gobierno de la provincia de Gauteng, donde se encuentran ambas metrópolis, ha propuesto sacar al ejército a la calle para hacer frente a estos episodios violentos, una medida que de momento el gobierno ha descartado. Tiendas saqueadas, quema de vehículos y escombros de las batallas entre policías y grupos locales son el resultado de las últimas protestas violentas que han avivado la inseguridad en determinados barrios de Johannesburgo. Los disturbios comenzaron el domingo cuando un edificio en el Distrito Comercial Central de Johannesburgo se incendió y colapsó, matando al menos a tres personas. Al día siguiente, la policía disparó gases lacrimógenos, balas de goma y granadas de aturdimiento en un intento por calmar los disturbios que se extendieron al barrio de Jeppestown. Tal fue la situación de inseguridad que los Servicios de Emergencias de Johannesburgo tuvieron que retirarse por temor a ser agredidos. Este tipo de violencia estalla esporádicamente en la «Nación Arcoíris», pero esta vez está siendo especialmente violenta en algunas áreas de Johannesburgo como Alexandra, un township situado a tan solo cinco kilómetros de Sandton, el centro financiero y donde se encuentra la milla de oro de África. Mientras que para algunos la alta tasa de desempleo (que ronda el 28%) y la pobreza generalizada son los posibles desencadenantes de los recientes disturbios y ataques a inmigrantes, para otros es «simplemente» una combinación de xenofobia y violencia «sin sentido». Algunos asaltantes dicen que quieren limpiar las calles de delincuencia y drogas, otros residentes solo piden que se deporte a los inmigrantes indocumentados. Lo que parece claro que estos disturbios son en gran medida un problema de inmigración. Sudáfrica es un importante destino para los inmigrantes de la región del sur de África que buscan su oportunidad, muchos de los cuales provienen de Lesotho, Mozambique, Zimbabwe y también de Nigeria. La inmigración a Sudáfrica desde el resto del continente africano y partes del sudeste asiático repuntó a principios de la década de 1990, tras el fin del régimen del apartheid y con el auge económico. Sin embargo, en los últimos años, la inmigración se ha convertido en un tema delicado, debido a los ataques contra estos y una cierta represión gubernamental. En 2015, al menos siete personas fueran asesinadas por disturbios parecidos a los actuales y la cifra aumentó hasta los 60 muertos tras los altercados en todo el país en 2008. ¿Actos xenófogos o criminalidad? La policía ha descrito los actos de violencia como puramente criminales. El ministro de policía del país, Bheki Cele, dijo que «la criminalidad y no la xenofobia» están detrás de la «violencia sin sentido» de los últimos días. «[La xenofobia] se usa como una excusa (?). Nada ha provocado ningún tipo de conflicto entre los sudafricanos y los extranjeros», dijo Cele a los periodistas después de visitar el Distrito Central de Negocios de Johannesburgo. Sin embargo, el primer ministro de la provincia de Gauteng, David Makhura, dijo durante una inspección del daño en Alexandra que había un claro «sentimiento xenófobo» subyacente a los ataques. Por su parte, el presidente del país Cyril Ramaphosa, quien condenó la violencia tres días más tarde de que se desatara, dijo en un video publicado en Twitter que «atacar a empresas dirigidas por ciudadanos extranjeros es totalmente inaceptable». Ramaphosa dijo el martes que «no puede haber justificación para que ningún sudafricano ataque a personas de otros países» y pidió que la violencia se detenga de inmediato. «Somos una nación fundada en los valores de Ubuntu (humanidad) según lo propuso nuestro padre fundador, el presidente Nelson Mandela, .. siempre debemos resistir la tentación de ser abrumados por el odio", dijo el martes el vicepresidente David Mabuza. Los partidos de oposición condenaron la violencia y aprovecharon para señalar al partido gobernante, el Congreso Nacional Africano (ANC, por sus siglas en inglés). «Los sudafricanos están asustados y carecen de una esperanza real para el futuro», dijo Mmusi Maimane, líder de la Alianza Democrática. «Estamos viendo el colapso económico y social en acción, y las protestas violentas generalizadas, el saqueo, la destrucción de la propiedad y la anarquía general», continuó el líder de la oposición. Nigeria dispuesta a tomar «medidas definitivas» Esta crisis ha provocado una serie de reacciones también fuera del país. El presidente nigeriano, Muhammadu Buhari, expresó el martes su «descontento por el trato a sus ciudadanos" y describió la situación como "anarquía». Además, anunció que mandaría a un enviado especial para que se reuniera con Ramaphosa con el objetivo de garantizar la «seguridad de las vidas y propiedades de los ciudadanos nigerianos». El ministro de Asuntos Exteriores nigeriano, Geoffrey Onyeama, prometió además tomar «medidas definitivas». Por su parte, la embajada de Etiopía en Sudáfrica ha aconsejado a sus ciudadanos que cierren sus negocios hasta que se calmen las cosas. Mientras tanto, el ministerio de transporte de Zambia ha recomendado a los conductores de camiones que «eviten viajar a Sudáfrica hasta que mejore la situación de seguridad», tras la huelga nacional del domingo en la que camioneros sudafricanos cortaron carreteras e incendiaron vehículos extranjeros. La Unión Africana (UA) también emitió un comunicado condenando los «actos despreciables» de violencia «en los términos más enérgicos». Una violencia que ha estallado en la víspera del Foro Económico Mundial sobre África, que ha arrancado hoy en Ciudad del Cabo y que cuenta con la presencia de cientos de líderes políticos y empresariales de todo el continente.
1