Infortelecom

Noticias de elecciones

23-10-2020 | Fuente: abc.es
Trump y Biden por fin contraponen ideas en el último debate
El segundo y último debate entre los dos candidatos a la presidencia de Estados Unidos fue, por fin, una contraposición coherente de ideas que reflejaron dos visiones muy distintas del futuro inmediato del país. O bien un regreso a las políticas de la era de Barack Obama en materia de sanidad, inmigración y política exterior, o la liquidación definitiva de estas con cuatro años más de gobierno de Donald Trump, quien prometió erradicar los nefastos efectos de la pandemia. Lo realmente importante, sin embargo, fue que ayer los candidatos respetaron escrupulosamente los turnos de palabra, y se ahorraron los exabruptos, a diferencia del primer cara a cara, bronco y plagado de insultos. Sí llegó en un momento Joe Biden a llamar «xenófobo» y «mentiroso» al presidente, pero este lo dejó pasar. La única ocasión en que Trump intentó interrumpir a su oponente, se le silenció el micro, como había prometido la comisión que organiza los debates. La tendencia de los candidatos fue la de volver en algunos puntos a las acusaciones personales, sobre todo por parte de Trump contra los negocios millonarios del hijo de Biden en Ucrania. El demócrata respondió que varios de los colaboradores del presidente son peones de Rusia dentro de una estrategia para interferir en las elecciones y desestabilizar el sistema democrático estadounidense. «¡Ya estamos otra vez con Rusia, debe estar de broma!», llegó a exclamar Trump. Pero esos momentos de tensión fueron escasos. Se notaba que ambos candidatos venían preparados, dispuestos a contenerse para no repetir el penoso espectáculo del primer debate. Hubo promesas concretas. Biden dijo que si gana legalizará a 11 millones de indocumentados, una amnistía en toda regla, y crear siete millones de empleos. Trump avanzó un nuevo plan de reforma sanitaria, que se le ha resistido los pasado cuatro años, y anunció ?por enésima vez? una vacuna contra el coronavirus en cuestión de semanas. «Todas las cosas que prometes, ¿por qué no las hiciste cuando estuviste ocho años en el gobierno?», le espetó Trump al que fue vicepresidente de Obama. «Hablas mucho, pero no haces nada», añadió. En un momento, a Biden le asomaron las lágrimas a los ojos al hablar de medio centenar de niños sin papeles bajo custodia del gobierno a cuyos padres no han podido localizar las autoridades. «Los trajeron los coyotes y los cárteles», dijo Trump al ser preguntado por esos menores. La pandemia centró la parte inicial del debate, y Trump, presionado por la moderadora y su oponente, se vio obligado a decir: «Por supuesto que asumo mis responsabilidades, pero yo no tengo la culpa de que vino aquí, es culpa de China». Biden recordó la elevada cifra de muertos, más de 200.000, y el presidente criticó las duras medidas de los demócratas: «Miren Nueva York, parece una ciudad fantasma». En todo el debate, de más de hora y media, quedaron esbozados dos proyectos de futuro para el país: consumar el proyecto trumpista de fortaleza económica, proteccionismo comercial y aislamiento migratorio, o volver a las políticas sociales de la era Obama, cuyo nombre salió a relucir en varias ocasiones. «Joe, yo estoy aquí por ti. Me presenté por Barack Obama. Porque hicisteis un mal trabajo. Si pensara que hicisteis un buen trabajo, nunca me habría postulado», dijo Trump. En teoría debería haber habido tres debates, pero tras el primero, el presidente fue diagnosticado con coronavirus, y el segundo quedó anulado. Las elecciones serán el 3 de noviembre. Trump llegó al escenario sin máscara. La razón es, según dijo después durante el debate, que ha pasado el virus y se considera inmune. Al acabar el cara a cara, Biden se puso su máscara. Las esposas de ambos candidatos subieron al escenario, las dos con la cara tapada. Melania Trump también ha pasado el virus, y no había sido vista en público desde entonces hasta este jueves, cuando acompañó a su marido al lugar del debate, en Nashville.
23-10-2020 | Fuente: as.com
Holanda y Alemania pueden certificar su pase como primeras
Holanda y Alemania pueden certificar su pase como primeras. El resto de los grupos no está decidido y habrá que esperar para conocer más selecciones clasificadas matemáticamente
22-10-2020 | Fuente: abc.es
Gran campaña de Irán en internet para desestabilizar las elecciones
Los correos llegaron el martes a miles de votantes demócratas de Arizona, Florida, Pensilvania y otros estados decisivos en estas elecciones, enviados por alguien que se identificaba como miembro de «Proud Boys», un grupo extremista que ha apoyado al presidente Donald Trump. El asunto era: «¡Vota a Trump o habrá consecuencias!». En el mensaje, se leía: «Tenemos toda tu información (email, dirección, teléfono? todo). Estás registrado como demócrata y lo sabemos porque hemos logrado acceder a toda la infraestructura de voto. Vota a Trump el día de las elecciones, o iremos a por ti». Las juntas electorales de los estados a los que llegaron esos correos recibieron cientos de quejas martes y miércoles sobre una posible infiltración en el censo.. Ver Más
22-10-2020 | Fuente: abc.es
Omaha, la pequeña ciudad de Nebraska que podría decidir las elecciones en EE.UU.
«Un lugar en el medio de América». Es el verso más conocido de «Omaha», la canción de Counting Crows, uno de los pocos motivos por los que el mundo se acuerda de esta ciudad de Nebraska. Ni siquiera los estadounidenses paran mucho por aquí, un meandro del río Misuri apartado de todo, en uno de esos estados que llaman «fly-over», que solo se vuelan por encima. Excepto cuando los inversores y financieros descienden hasta este lugar para la reunión anual que organiza Warren Buffett, una de las grandes fortunas globales y su vecino más conocido. Omaha tiene esta semana un cielo gris y denso, que la dejan como si le hubieran apagado una bombilla. Han llegado el frío, la lluvia.. Ver Más
22-10-2020 | Fuente: abc.es
Un experto informático holandés logra «hackear» la cuenta de Trump en Twitter
La semana pasada, un investigador holandés de seguridad informática logró iniciar sesión en la cuenta de Twitter del presidente estadounidense, Donald Trump, según ha desvelado el diario «De Volkskrant». Trump, que cuenta con más de 87 millones de seguidores, tenía según el investigador una contraseña extremadamente débil y fácil de adivinar. El «pirata» se llama Victor Gevers y llegó a tener acceso a los mensajes personales de Trump, hubiera podido publicar tuits en su nombre y cambiar su perfil. Gevers hizo capturas de pantalla para demostrar que había logrado hackear la cuenta del presidente norteamericano, antes de informar al Gobierno estadounidense del problema. Precedente en 2016 Poco tiempo después, agentes de información norteamericanos basados en Holanda se pusieron en contacto con él para preguntarle por los detalles de su operación para entrar en la cuenta del presidente. Esta no es la primera vez que piratas informáticos holandeses logran apoderarse de la cuenta de Twitter de Donald Trump. La primera vez fue hace cuatro años, justo antes de las elecciones de 2016, cuando tres expertos lograron adivinar la contraseña y acceder a su perfil. Que alguien haya vuelto a tener éxito otra vez se considera como algo extraordinario, aunque se explica porque la contraseña («maga2020!») sería muy vulnerable y fácil de descubrir.
22-10-2020 | Fuente: abc.es
Los sondeos prevén el apoyo a una nueva Constitución en Chile, con participación ciudadana
Miles de pequeños actos a lo largo de Chile cerraron este jueves la campaña electoral para el plebiscito del domingo próximo, cuando casi quince millones de electores concurrirán a las urnas para decidir el destino de la Constitución vigente desde hace 40 años, cuando fue promulgada por el régimen dictatorial de Augusto Pinochet. Las manifestaciones más vistosas, masivas y extendidas geográficamente fueron las que apoyan la opción «Apruebo», en la que se agrupa toda la oposición al Gobierno de Sebastián Piñera, y parte de los ministros integrantes del gabinete del gobernante, así como sectores de todos los partidos oficialistas, incluidos parlamentarios y alcaldes, como el más probable candidato de las derechas, Joaquín Lavín. La oposición a Piñera es un amplio arco de partidos que gobernaron la transición con presidentes como los demócratas cristianos Patricio Aylwin y Eduardo Frei, y los socialdemócratas Ricardo Lagos y Michelle Bachelet, al que se han sumado el Partido Comunista y el izquierdista Frente Amplio. Pero es una oposición dividida que durante esta campaña se organizó en cuatro comandos, que solo acordaron tener veedores (apoderados) en las casi 45.000 mesas de votación a la lo largo del país. Hubo solo un acto unificado: este jueves todos los comandos por el «Apruebo» realizaron un «banderazo» frente al palacio presidencial de La Moneda. La derecha, dividida La derecha gobernante, en tanto, se dividió la misma noche del 15 de noviembre del año pasado, cuando un sector intentó una férrea defensa de la Constitución vigente, mientras se imponía en los hechos el sector que «entregó» la Carta Magna de Pinochet como medio para aplacar las protestas sociales y la violencia en las calles que comenzaron masivamente días antes, el 18 de octubre, con la quema del metro de Santiago, saqueos y barricadas en todo el país. Los partidarios del «Rechazo» se han refugiado en los sectores acomodados de Santiago y han sido muy pocos los registros de sus salidas a las calles en las ciudades de regiones. Todas las encuestas de opinión coinciden en que los partidarios de mantener la actual Constitución sufrirán una fuerte derrota, las diferencias están sobre el porcentaje de ventaja que obtendrá la opción «Apruebo». Los sondeos también dan ventaja a la opción «Convención Constitucional» sobre la «Convención Mixta», la primera es paritaria e integrada por delegados elegidos por la ciudadanía, mientras la segunda incluye a la mitad de los parlamentarios en ejercicio. Cualquiera que sea el resultado, el proceso en sí es inédito. Por primera vez en su historia, Chile tendrá una Constitución que será redactada con participación ciudadana; con dos plebiscitos, uno de «entrada» (este domingo) que consulta por el cambio, y uno de «salida» que ratificará la nueva carta elaborada por un cuerpo constituyente paritario, inédito en el mundo, previsto para 2022. Las medidas sanitarias para la votación serán estrictas, cada elector deberá portar mascarilla, un bolígrafo de tinta azul y alcohol. Las personas mayores de 65 años tendrán horario diferenciado y el proceso durará doce horas, dos más que en elecciones anteriores. El número de locales de votación ?cuya seguridad estará a cargo de militares- creció un 25 por ciento, hasta llegar a 2.750 con el objetivo de dispersar a los votantes y facilitar la distancia física. Las cifras de contagio no bajan de los mil casos diarios. En este plebiscito también podrán votar 360.000 extranjeros habilitados, mientras en el exterior podrán votar unos 60.000 chilenos que previamente se han inscrito en los consulados de Chile en sus respectivos países de residencia.
22-10-2020 | Fuente: abc.es
Almagro defiende la labor de la misión de observación electoral en Bolivia
El secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, ha felicitado al presidente electo Luis Arce por su victoria en las elecciones en Bolivia , a la vez que ha defendido el trabajo de la comisión electoral de ese organismo que denunció fraude en el cómputo de la votación previa, tras las cuales Evo Morales hubo de dimitir y huir del país. «Cuando a veces de forma sesgada, alguien ataca las misiones de observación electoral, que verdaderamente es más independencia, lo que están buscando es perpetuar las malas prácticas. Los grandes enemigos de las misiones de observación electoral son las dictaduras del hemisferio y por lo tanto los cómplices de las dictaduras del hemisferio. Aquellos a los que no les sale una condena a las violaciones de derechos humanos en Cuba y en Venezuela, ni de casualidad, son los que van a atacar mañana las misiones de observación electoral», dijo Almagro en la conferencia de prensa posterior a la clausura de la 50ª Asamblea General de la OEA. Almagro añadió que ha visto «el esfuerzo de algunos por hacer determinados paralelismos, los cuales verdaderamente no son muy de recibo». «O sea, si ustedes ven el resultado de estas elecciones [en Bolivia] comparado con el resultado de las elecciones anteriores o el resultado del propio referéndum, verdaderamente no hay cifras trasladables», ha añadido. Estas declaraciones de Almagro llegan después de que Maximiliano Reyes, subsecretario para América Latina y el Caribe del gobierno de México, dijera en su discurso ante la misma Asamblea General que la organización «utilizó de manera facciosa a la misión de observación electoral para denunciar prematuramente un supuesto fraude que nunca existió». Preguntado por esas críticas, Almagro ha respondido que en realidad una inmensa mayoría de los países miembros le ha apoyado y ha avalado la fiabilidad de esa misión de observación, que emitió informes muy detallados, y ha ofrecido colaboración al ejecutivo de Andrés Manuel López Obrador. «Podemos apoyar a México en temas de lucha contra la corrupción. Podemos apoyar a México en temas de lucha contra el narcotráfico. Podemos apoyar a México en temas de derechos de los migrantes. Podemos apoyar a México en los temas de transparencia electoral, independencia, los órganos electorales. Podemos apoyar a México asegurando un mejor funcionamiento de la justicia. Tenemos muchas cosas para aportar en el tema que son prioritarios, desafíos importantísimos que tiene México hoy y estamos dispuesto a hacerlo porque somos un interlocutor permanente para estos temas en todo el hemisferio», ha dicho Almagro. Lo que no ha aceptado Almagro es que se hagan paralelismos con la votación de las elecciones de hace un año, donde según la misión de observación electoral hubo indicios de un fraude en el recuento. «No es muy inteligente hacer ese paralelismo, o sea, ninguno de ellos. Si ustedes ven el mapa político no solo de Bolivia, sino de todo el hemisferio hace un año y ahora, no creo que haya nadie que tenga los mismos votos que tenía. Algunos tienen más votos, otros tienen menos. A Mesa le hubiera gustado probablemente tener los mismos votos que tuvo en la elección anterior y no los tuvo. Probablemente Arce sí quería tener más votos que los que tuvo Evo Morales y lo tuvo muchísimo más, prácticamente el 10 por ciento más». Pide elecciones libres en Venezuela Como balance de la Asamblea, que ha sido virtual por la pandemia, Almagro ha dicho que se trataron temas de relevancia como «las resoluciones aprobadas sobre las situaciones en Venezuela». «Nuestro agradecimiento también al reconocimiento expresado por prácticamente todos los países. También a las misiones de observación electoral», ha dicho. Sobre Venezuela, el secretario general ha solicitado unas elecciones libres y transparentes: «Reconocer obviamente, la situación de violación sistemática de los derechos humanos. La comisión de crímenes de lesa humanidad bajo el informe de la Comisión de Verificación de las Naciones Unidas, pero también las dinámicas institucionales en las que está el país y las condiciones que necesita Venezuela para tener un proceso electoral libre, transparente y justo. Lo que se ha dicho al respecto es también lo que ha dicho la Unión Europea».
22-10-2020 | Fuente: abc.es
Todas las claves del debate entre Trump y Biden, el último cara a cara de las elecciones de EE.UU.
Donald Trump y Joe Biden se miden esta noche en el segundo y último debate entre candidatos a la presidencia de Estados Unidos, en un final de campaña agitado por la pandemia de Covid-19. El contagio del presidente de EE.UU. motivó la cancelación del segundo encuentro que estaba previsto para el pasado 15 de octubre. El debate definitivo se celebra a doce días de la cita con las urnas, el 3 de noviembre. Estas son sus claves: Dónde y cuándo El debate se celebra en Nashville (Tennessee) y arrancará a las 9 de la noche (3 de la mañana del viernes en España). Tendrá una duración de 90 minutos. Los antecedentes El primer debate, a finales de septiembre, fue una bronca continua, azuzada sobre todo por Trump. Interrumpió sin descanso a Biden, que acabó por bajar al barro. Se cruzaron ataques personales y apenas hubo lugar para la discusión política, en la mejor muestra del clima tenso que atrapa a EE.UU. Dos días después, Trump daba positivo por Covid. Su negativa a debatir con Biden de forma remota acabó con la cancelación del segundo encuentro. En su lugar, Biden organizó un «town hall» -un encuentro con votantes televisados-, que Trump contraprogramó -a la misma hora- con otro programa similar en otro canal. Nuevas normas: micrófonos en «off» y mamparas Tras la bulla del primer debate, los demócratas exigieron a la Comisión de Debates Presidenciales -el organismo independiente que los gestiona- que impusiera cambios para que ambos candidatos pudieran hablar sin interrupciones constantes del adversario. Para el último encuentro, el micrófono del candidato que no esté en el turno de palabra estará apagado durante los dos minutos de intervención de su rival. Habrá un tiempo de discusión abierta en el que ambos micrófonos estarán abiertos. La campaña de Trump se ha quejado: aduce que eso beneficia a Biden. Los organizadores también han colocado mamparas de cristal entre los candidatos como precaución por el covid, como ya hicieron en el debate entre Mike Pence y Kamala Harris, los candidatos a la vicepresidencia. Trump necesita remontar Será una de las últimas oportunidades de Trump para convencer a los votantes que no están decididos. El debate despierta más atención que los mítines multitudinarios que el presidente está celebrando, y el presidente necesita remontar en las encuestas. Es imposible saber qué actitud elegirá Trump esta noche. La bronca del primer debate no le ayudó y deterioró su posición en las encuestas. El desempeño sosegado y centrado en los mensajes conservadores de Pence en el debate entre vicepresidentes fue alabado. Los rumores indican que Trump podría optar por una versión más tranquila, pero el presidente siempre es impredecible. Biden, ante su último obstáculo La campaña de Biden se ha basado en no exponerse, no cometer errores y dejar que la crisis sanitaria y económica de la pandemia pasen factura a Trump. Esta noche jugará, de nuevo, a no fallar. Lleva la delantera en las encuestas y si no comete un tropiezo hoy, será un paso importante para sus opciones. La ventaja para Biden es que las expectativas sobre él son bajas. La campaña de Trump ha insistido en retratarlo como un viejo senil y cualquier desempeño que contradiga esa imagen, aunque no sea brillante, le beneficia. De qué se hablará El debate está estructurado en seis bloques: la pandemia, la familia estadounidense, las tensiones raciales, el cambio climático, la seguridad nacional y el liderazgo del país. Pero no hay duda de que la discusión se desparramará a otros asuntos. Habrá que ver cuánta sangre busca Trump con el hijo de Biden, Hunter, con el que ya le atacó en el pasado debate. Será una oportunidad para sacarle de sus casillas -Biden no encaja bien que le toquen a la familia- y provocar fallos. El candidato demócrata también afrontará cuestiones difíciles sobre la ampliación del Tribunal Supremo, algo que piden los sectores izquierdistas del partido tras tres nombramientos de jueces conservadores por parte de Trump, pero que podría asustar al votante moderado. Cómo se han preparado Biden ha pasado tres días recluido en su mansión de Wilmington (Delaware), centrado en preparar el debate. Trump prefiere no dedicar mucho tiempo al entrenamiento habitual que reciben los candidatos para este encuentro. Se inclina por la intuición y la improvisación. Con necesidad de remontada, ha seguido haciendo campaña, con mítines multitudinarios en Pensilvania y Carolina del Norte los dos últimos días. El tercer protagonista: la moderadora En esta elección, los moderadores han tenido una importancia inusual. Chris Wallace, de Fox News, fue incisivo con sus preguntas e insistió a los candidatos cuando trataron de esquivar asuntos, pero fue incapaz de contener las interrupciones de Trump. En el debate entre vicepresidentes, se criticó que Susan Page, la moderadora, permitiera a los candidatos no responder a sus preguntas y contestar lo que les venía en gana. En esta ocasión, el turno es para Kristen Welker, de NBC. Trump ya ha dicho que está a favor de Biden.
22-10-2020 | Fuente: abc.es
La juez Barrett supera el primer trámite en el Senado para ingresar en el Supremo
La comisión de Justicia del Senado de EE.UU. ha votado de forma unánime a favor del ingreso de la jueza conservadora Amy Coney Barrett en el Tribunal Supremo, ante el boicot de los demócratas, que no se han presentado en señal de protesta. Esta división insólita es muestra de lo politizado que ha quedado un proceso para la selección de uno de los puestos más importantes en la judicatura estadounidense. Minutos después de reunirse en el Capitolio, los republicanos han votado a favor de Barrett. «Esa fue su decisión. La mía es aprobar a la candidata», dijo el presidente de la comisión, el senador republicano Lindsey Graham, sobre la ausencia demócrata. Antes de la votación, Graham dijo: «No vamos a permitirles [a los demócratas] que boicoteen el comité. Ellos son los que han decidido no participar». Este proceso está avanzando de forma vertiginosa. La jueza feminista Ruth Bader Ginsburg murió el 18 de septiembre. En poco más de un mes, su sustituta ya tiene el visto bueno de la comisión de Justicia y su candidatura será sometida al voto del Senado en pleno el 29 de septiembre. Hasta ahora, estos procesos habían tomado como mínimo dos meses y medio. Los puestos en el Supremo son vitalicios. Son en total nueve jueces, con un enorme poder, y que, por ejemplo, en 2000 decidieron el sentido de unas elecciones, dándole la victoria a George Bush hijo. Los demócratas lamentan que los republicanos estén acelerando este proceso en año electoral, para haberlo culminado antes del voto del 3 de noviembre. En las vistas orales, la jueza Barrett se mostró cauta, y prometió ajustarse en sus fallos a la ley como está escrita, no a sus opiniones personales. «Los tribunales tienen una responsabilidad vital para con el estado de derecho, que es fundamental para que una sociedad sea libre. Pero los tribunales no están diseñados para resolver todos los problemas o corregir todos los errores de nuestra vida pública», dijo. Críticas demócratas a su religiosidad Los demócratas no sólo han criticado la premura del proceso, sino la religiosidad de Barrett, que es católica practicante. En numerosos artículos y discursos se ha opuesto, por ejemplo, al aborto. Hace unos años, durante las vistas orales para su acceso a la magistratura, la senadora Diane Feinstein le dijo: «El dogma vive fuerte dentro de usted». El líder demócrata del Senado, Chuck Schumer, anunció el boicot de este jueves en un discurso el miércoles por la noche en el Senado. «No deberíamos avanzar con esta nominación», porque Barrett está «muy lejos del sentir general», añadió. Las bases demócratas están presionando al candidato Joe Biden para que amplíe el Supremo y añadir así más magistrados de los llamados progresistas. De momento, Biden se ha puesto de perfil, prometiendo que creará una comisión para analizar el asunto.
22-10-2020 | Fuente: abc.es
La oposición bielorrusa, premio Sájarov 2020
La oposición bielorrusa, representada por las disidentes Svetlana Tijanovskaya, Maria Kolesnikova y Veronika Tsepkalo, ha sido reconocida como ganadora de la edición de 2020 del Premio Sájarov para la Libertad de Conciencia que el Parlamento Europeo entrega cada año en reconocimiento a la lucha por los Derechos Humanos. Fuentes parlamentarias han confirmado a Europa Press la decisión de premiar a la oposición bielorrusa, que partía como favorita al concitar el apoyo de populares, socialistas y liberales. Finalmente se ha impuesto en la votación definitiva a la activista medioambiental asesinada Berta Cáceres y al arzobispo católico de Mosul, Najib Mussa. Estas tres mujeres han sido la cara más visible de las protestas en Bielorrusia contra el presidente, Alexander Lukashenko, tras las elecciones fraudulentas del 9 de agosto. La maniobra de Minsk ha provocado manifestaciones ciudadanas sin precedentes, respondidas por parte de las autoridades bielorrusas con represión y detenciones masivas. Desde entonces la oposición se ha organizado en el denominado Consejo de Coordinación, órgano para ordenar una transición pacífica en el país y que ha sido duramente perseguido. De hecho Tijanovskaya --líder opositora que concurrió a las elecciones -- huyó a Lituania poco después de iniciarse las protestas y Tsepkalo se encuentra en Polonia, mientras que Kolesnikova fue detenida cuando salía del país y ahora mismo está encarcelada. En este tiempo Lukashenko se ha negado a abrir un diálogo nacional y a repetir las elecciones, como le exige la UE. Los Veintisiete, por su parte, han redoblado la presión sobre Minsk desde agosto, incluida la adopción de sanciones contra los responsables del fraude electoral y la violencia contra las protestas. La última palabra sobre el premio Sájarov la tiene la conferencia de presidentes, órgano interno del Parlamento Europeo formado por los presidentes de Grupo y el presidente de la Eurocámara, que toma la decisión en una reunión a puerta cerrada. El ganador suele recoger el galardón en una ceremonia en el Pleno de Estrasburgo de diciembre, una posibilidad que está pendiente de la evolución de la pandemia en Europa.