Infortelecom

Noticias de conflictos

21-06-2018 | Fuente: elpais.com
El invisible papel de los traductores en el teatro
La adaptación para la escena de obras antes traducidas de otros idiomas genera conflictos entre los profesionales de la dramaturgia
21-06-2018 | Fuente: elpais.com
Dos mujeres en pie de guerra
Nathalie Baye y Laura Smet protagonizan, como madre e hija (en la vida real y en la gran pantalla), ?Las Guardianas?, sobre el papel de la mujer en la retaguardia de los conflictos bélicos
19-06-2018 | Fuente: abc.es
Chile, el país americano con mayor aumento de inmigrantes
Entre 2014 y 2017, Chile ha visto aumentar en un 232% el número de inmigrantes que viven en el país, pasando de 416.082 a 966.363, lo que supone el mayor incremento inmigratorio en América. Estimaciones del Gobierno de Sebastián Piñera indican que en los primeros meses de 2018 se ha superado el millón de inmigrantes, de los cuales 300.000 se encuentran en el país de modo irregular. Esto sitúa la tasa de inmigración en el 5,5% del total de la población, una de las mayores de Latinoamérica. La cifra puede dispararse aún más con una esperada avalancha de venezolanos, que ya constituyen el grupo de mayor volumen de los que llegan. También ha habido un incremento de haitianos y, en menor medida, de cubanos, conforme otros países del continente, como Estados Unidos o Brasil, han ido cerrando sus puertas a esos migrantes. Chile cuenta con el atractivo de su estabilidad política y económica, y está alejado geográficamente de los conflictos que se viven en la región. Además, la necesidad de mano de obra que experimenta el país hace que el Gobierno tenga un discurso positivo hacia la inmigración, si bien requiere que esta sea ordenada y con ciertas garantías. De acuerdo con The Economist, Chile necesita población llegada de fuera para poder crecer económicamente, debido a su baja tasa de natalidad y al envejecimiento de la sociedad chilena; el bajo nivel de paro permite la acogida de mano de obra foránea. A la espera de la aprobación de una nueva ley migratoria, ya en tramitación, el presidente Piñera ha firmado varios decretos para negar la posibilidad de cambiar el visado de turista por otro de trabajo desde el mismo Chile (habrá que salir del país para solicitar ese cambio) y establecer nuevos visados: la Visa de Responsabilidad Democrática para la acogida de venezolanos y un visado de fines humanitarios pensado para los haitianos. En la práctica este último es más restrictivo que el dirigido a los venezolanos y parece reconocer la incomodidad hacia una creciente presencia de población negra con dificultades para la integración. Llegada de venezolanos El boom inmigratorio de los últimos años venía ya de una década atrás. De 2007 a 2015 el número de extranjeros residentes en Chile aumentó en un 143%. Pero ha sido especialmente en 2017 cuando la llegada de inmigrantes se ha disparado. El mayor volumen corresponde a venezolanos. De 8.381 visados de entrada que en 2015 Chile otorgó a venezolanos se pasó a 22.921 en 2016 y a 73.386 en 2017. Últimas informaciones indican que unos 450.000 venezolanos estarían preparando su marcha a Chile, de acuerdo los trámites que habrían comenzado en Venezuela, tales como la solicitud del certificado de antecedentes. Así lo ha asegurado el último embajador chileno en Caracas durante la presidencia de Michelle Bachelet, Pedro Felipe Ramírez, quien ha estado recientemente en el país caribeño hablando con sus autoridades migratorias. La cifra supone más de un tercio de los cerca de 1,6 millones de venezolanos que durante los primeros meses de 2018 han solicitado sus antecedentes penales para poder iniciar un proceso migratorio. La reforma migratoria del presidente Piñera contempla la creación de un visado especial para venezolanos. La Visa de Responsabilidad Democrática se puso en marcha ya en abril y desde entonces ha habido 27.910 solicitudes, de las que solo se han aprobado 3.244. Este mecanismo cuenta con respaldo social: el 66% de los chilenos dice estar de acuerdo con la creación de esa visa especial. Chile guarda en la memoria que Venezuela acogió a una buena cantidad de los 200.000 chilenos que abandonaron el país tras el golpe militar de Pinochet de 1973. Haitianos y cubanos Cuando en los últimos años Brasil comenzó a poner dificultades en el otorgamiento de visados, los haitianos, que no tenían preferencia de idioma debido a que en cualquier caso hablan francés, optaron a dirigirse a Chile. Por su parte, a medida que países como Colombia y Costa Rica retuvieron a migrantes cubanos que querían llegar por tierra a Estados Unidos a través de Centroamérica, antes de que en enero de 2017 concluyera la política de 'pies secos, pies mojados' y acabara así el asilo inmediato aplicado durante décadas por Washington, la corriente migratoria cubana decidió encaminarse también hacia Chile. En el caso de los haitianos, los visados de entrada fueron de 8.888 en 2015, de 23.750 en 2016 y 46.239 en 2017. En los últimos cuatro años el incremento ha sido del 4.433%, el mayor porcentaje entre los distintos grupos nacionales de llegada. No obstante, en 2017 y 2018 el mayor volumen corresponde a los venezolanos, que en los últimos meses están entrando en el país a un ritmo diario de 794, frente a los 411 procedentes de Haití. Entre los cubanos, el fin de la política estadounidense de 'pies secos, pies mojados' a comienzos de 2017 hizo que el desvío de emigración a Chile se triplicara respecto al año anterior, pasando de 877 a 2.533. Con todo, fruto de décadas de relación regional, la mayor colonia extranjera en Chile es la de los peruanos, con casi 250.000 personas, seguida de la colombiana, con 127.000, y la boliviana, con 111.000.
18-06-2018 | Fuente: abc.es
Triunfo histórico del conservador Iván Duque
El conteo fue rápido y efectivo. A las 4:45 de la tarde Colombia ya conocía el nombre del nuevo presidente del país. Iván Duque, candidato del Centro Democrático, ganó con el 54% de la votación y a partir del próximo 7 de agosto será el nuevo mandatario de los colombianos, como también el más joven en ocupar el cargo. Fue una jornada electoral marcada por hitos. Aunque perdedor con el 42% de los votos, Gustavo Petro también fue ganador al convertirse en la figura de la izquierda más votada en la historia del país, con más de ocho millones de votos, lo que lo convierte en el indiscutible líder de la oposición al próximo gobierno. Por eso, sus seguidores celebraban en medio del guayabo de la derrota, pronosticando un mayor crecimiento para las elecciones regionales de 2019, cuando el país elija alcaldes y gobernadores, un paso a mitad de camino de las próximas presidenciales de 2022, que hoy la izquierda se ha puesto como nuevo derrotero. El triunfo del candidato del Centro Democrático marca otro hito pues llega a la Casa de Nariño con la mayor votación recibida por un candidato en la historia, cercana a los 10 millones cuatrocientos mil votos, y acompañado por una mujer como fórmula, lo que hace de Marta Lucía Ramírez la primera vicepresidenta del país. Además, contrario a las predicciones, los colombianos salieron a votar y con un 52% de participación derrotaron la altísima abstención que suele acompañar a estas segundas vueltas presidenciales. A esto se suma una jornada electoral en total calma, una eficiente labor de la Registraduría, el acompañamiento de veedores internacionales y miles de testigos electorales dispuestos por las dos campañas en todo el país, lo que refuerza la legitimidad de los resultados de este proceso. Lo que sigue Pasadas las cinco de la tarde el presidente Juan Manuel Santos llamó al presidente electo para felicitarle y ofrecer todo su concurso en el proceso de empalme que debe iniciar esta misma semana. Se espera que Duque anuncie cuanto antes su equipo de gobierno, en especial aquellas personas encargadas de las carteras económicas, donde varios analistas y calificadoras internacionales han definido estará el principal reto del gobierno entrante. Otro tema que tendrá relevancia es el de los ajustes a la implementación de los Acuerdos de paz con las Farc. Al respecto, ayer mismo y luego de votar el propio Rodrigo Londoño, más conocido como Timochenko y reconocido como líder del partido de la Farc, anotó que considera blindados los acuerdos. Días antes había señalado que su grupo político no es refractario a mirar algunos ajustes. Empieza así una nueva fase para este proceso que todo el país reconoce como crucial para su futuro. Economía, paz y seguridad serán tres ejes de trabajo del presidente Duque. Para ello cuenta con un 70% del Congreso a su favor a partir de alianzas de bancadas de centro y derecha, lo que le da un margen de gobernabilidad que aprovechará en su primer año de gobierno para presentar y sancionar, apoyado por la bancada mayoritaria del Centro Democrático que lidera el expresidente Álvaro Uribe, proyectos de ley que representen los cambios que prometió durante la campaña. Sin embargo, Duque también sabe que tendrá una dura oposición liderada por Gustavo Petro y apoyada por partidos de centro izquierda, además de un 42% de los electores que se declararon en las urnas contrarios a las banderas de campaña del Centro Democrático. Generar consensos y buscar unidad a favor de Colombia es la tarea urgente que también tiene entre manos, pues será difícil que el país avance de profundizar el desencuentro nacional. Así se lo confirmó Gustavo Petro, pasadas las seis de la tarde y durante su discurso de reconocimiento de los resultados y cierre de campaña: «Aceptamos su triunfo, es el Presidente de la República de Colombia; no le vamos a pedir ministerios, embajadas ni nada. Hoy somos la oposición al gobierno que va a conformar. Y no porque queramos ser oposición ?nos preparamos para gobernar, había dicho minutos antes- sino porque no coincidimos con su programa». Empieza una nueva etapa para la política de Colombia. Un hombre joven y carismático, liderando las fuerzas tradicionales de la política nacional, es el nuevo presidente de un país en el que la izquierda se ha alzado como una real opción de gobierno, dispuesta al pulso del modelo de gobierno-oposición, fortalecida y dispuesta a morder poder en las elecciones regionales del 2019, marcando así un nuevo panorama para este país que espera dejar atrás 50 años de guerra y conflictos para iniciar, de manera amplia e incluyente, una verdadera época de prosperidad para todos. Ahora Iván Duque tiene la palabra.
15-06-2018 | Fuente: elmundo.es
Cultura: incierta gloria
Lo que debería ser un ministerio para el lucimiento ha sido, en la práctica, una fuente de conflictos y una trituradora de talentos y buenas intenciones. En su palmarés están el ministro peor valorado de la democracia y, ahora, el más breve. 
15-06-2018 | Fuente: as.com
La destitución de Lopetegui ha servido para diluir los conflictos que tenía en Portugal y para dar más moral a los hombres de Fernando Santos.
13-06-2018 | Fuente: as.com
Hay conflictos de intereses que acaban desembocando en un órdago donde absolutamente todos los implicados, directos e indirectos, acaban pareciendo peores personas..
11-06-2018 | Fuente: abc.es
Jordania frena las protestas tras el compromiso de Al Razaz de no asfixiar la economía
Jordania, un país capaz de permanecer ajeno a los distintos conflictos que azotan oriente Medio, se ha visto envuelta en los últimos días en multitudinarias manifestaciones que pedían el fin de las medidas de austeridad auspiciadas por el Fondo Monetario Internacional (FMI) y frenar la subida de impuestos. La presión popular provocó la dimisión del jefe del Gobierno, Hani al Mulki, y el nombramiento el pasado miércoles de un antiguo economista del Banco Mundial, Omar al Razaz, quien en primer término retiró el polémico proyecto de reforma fiscal que ha indignado a los ciudadanos. El moderado Razaz se comprometió entonces a no asfixiar la economía de las familias y empresas y a alcanzar «un sistema fiscal justo para todo el mundo». Su decisión ha traído, por el momento, el fin de unas movilizaciones que han llevado a la calle a una gran mayoría de jóvenes y que han supuesto una amenaza para la estabilidad del reino. La política de austeridad impuesta por el FMI ya causó protestas similares en 2012 y ahora, a pesar de los partidarios de dar un margen de confianza al nuevo primer ministro, son muchos los que desconfían de las promesas de la clase política. Economía estancada La controvertida reforma tributaria desechada por el gobierno era la última de una serie de propuestas adoptadas por Jordania después de que el Fondo Monetario Internacional (FMI) le concediese en 2016 un préstamo a tres años de 723 millones de dólares. Con la dura reestructuración se busca, sobre todo, reducir una deuda pública que alcanza los 35.000 millones de dólares así como impulsar el crecimiento de su paralizada economía. Para ello, el proyecto de ley fiscal aspiraba a aumentar el número de contribuyentes en un 6%, rebajando el umbral de ingresos exigido para pagar el impuesto sobre la renta. El gobierno preveía una subida de entre el 5% y el 25% de los impuestos para los particulares y se gravaba a las personas a partir de un sueldo anual superior a 8.000 dinares (unos 9.500 euros). Una decisión mal recibida por los jordanos en un país en el que la tasa de inflación creció en un 50% del 2006 al 2017. Desde enero, el país ha sido testigo de como los precios de los productos básicos, incluido el pan, se han disparado. También el precio de los combustibles se incrementó cinco veces este año y la factura de electricidad registró un alza del 55% desde febrero. Se suma a ello un índice de paro del 18,5 %, según cifras oficiales, y unos índices de pobreza del 20%. Sin los recursos naturales de sus vecinos del Golfo, el país tiene una gran dependencia de la ayuda financiera internacional y, de acuerdo con los expertos, podría derivar hacia la insolvencia económica. Problemas pendientes La estabilidad de la que hace gala el país y su óptica islámica moderada han servido de aval para hacer de Jordania un reconocido y fiable interlocutor en Oriente Medio. Su proceder cauteloso y pragmático ante las crisis de sus vecinos lo han convertido en un aliado clave en la región para Estados Unidos, -Jordania es uno de los principales receptores de ayuda norteamericana-, e Israel. Su posición en la guerra de Siria ha sido un buen ejemplo de ello buscando la forma de alejar al Daesh de sus fronteras y frenando la llegada de refugiados sirios, uno de los retos más complicados que afronta el gobierno. Según cifras de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), 1,3 millones de sirios viven en Jordania de los cuales alrededor de 655.000 se han registrado como refugiados. La gestión del flujo de refugiados provenientes de Siria ha sido difícil no solo por la carga que añade a una ya de por sí ahogada economía, sino también porque una parte de la población les culpa de empeorar la situación laboral. Jordania es al mismo tiempo hogar de una gran población palestina y el único país árabe que les ha concedido la ciudadanía. Aun así, muchos jordanos consideran que su presencia es temporal. No existen datos oficiales pero se calcula que de sus 6,5 millones de habitantes alrededor de la mitad son de procedencia palestina. Ante el problema demográfico que suponen los palestinos para la monarquía hachemita, ésta se ha posicionado oponiéndose, como el Líbano y Siria (los tres países árabes en los que viven la mayoría de los refugiados), a cualquier solución que contemple la reubicación de los palestinos de forma permanente dentro de sus fronteras. Por otro lado, la irrupción del Frente de Acción Islámica (FAI) -brazo político de los Hermanos Musulmanes ? en el parlamento jordano en 2016, aunque con un limitado número de escaños, también ha sido motivo de preocupación para el régimen. La crisis económica que ahoga al país, el alto porcentaje de corrupción política y los conflictos en la región han sido aprovechados por los islamistas para jugar su mejor baza política, la de la desafección. Defensores de Hamás y contrarios a Israel, se alinean en el mismo sentido que sus colegas de otros países. Nunca han defendido la violencia en Jordania, sin embargo, el propio rey Abdalá ha expresado su recelo hacia los islamistas en diversas ocasiones.
08-06-2018 | Fuente: elpais.com
Interior crea un protocolo para ?resolver los conflictos? entre Policía y Guardia Civil
El documento fija por primera vez criterios para determinar qué cuerpo debe investigar cada caso de secuestro de españoles en el extranjero
08-06-2018 | Fuente: abc.es
El ministro luso socialista de Ciencia firma un manifiesto contra su propio Gobierno
Más de 3.500 intelectuales, científicos y políticos portugueses han firmado un manifiesto contra las directrices del Gobierno socialista de António Costa en materia de Ciencia, incluido el ministro del ramo, Manuel Heitor. La situación adquiere tintes insólitos en el país vecino: ¿Un ministro socialista contra el propio Ejecutivo socialista? Exactamente así es, para estupor del partido con sede central en el Largo do Rato lisboeta. El documento, auspiciado por la Universidade Nova de la capital portuguesa (con su vicerrectora, Elvira Fortunato, a la cabeza), lanza una acusación sin paliativos: «la ciencia se está muriendo en Portugal» y arremete contra la tupida red de trabas burocráticas para poner en marcha proyectos e investigaciones». Igualmente, reclama una «financiación consistente», así como una «contratación regular y coherente» de los técnicos de laboratorio y científicos, basándose realmente en sus méritos. Trazar un rumbo Los firmantes exigen al Gobierno y al Parlamento que «se reconozca urgentemente la necesidad de trazar un rumbo a medio y largo plazo para la ciencia en Portugal». De acuerdo con sus planteamientos, «existen obstáculos significativos que impiden a los investigadores planear su actividad, lo que desemboca en que muchos han abandonado el país». Y prosiguen: «El daño es irreversible porque lastra la competitividad de Portugal y nos empobrece como nación». El ministro estampa su firma en calidad de investigador del Instituto Superior Técnico y se muestra de acuerdo en criticar «la imprevisible financiación, la creciente burocratización y la alteración sistemática de las normas y formularios». La postura de Heitor no ha sentado nada bien en el seno del gabinete del primer ministro, justo cuando arrecia un prolongado calendario de huelgas y conflictos a causa de la movilización de los sindicatos que afecta en las últimas semanas a diversos sectores: médicos, enfermeros, transportes, profesores, etc.
1
...