Infortelecom


Las elecciones en Costa Rica tensan al país más estable en Centroamérica

06-02-2022 - Fuente: abc.es
Las elecciones en Costa Rica tensan al país más estable en Centroamérica
Las elecciones de Costa Rica serán cruciales para que los habitantes del país centroamericano mantengan su característico saludo «pura vida». El país es uno de los más estables de la región, con un nivel de vida superior a la media, una excepcionalidad como pocas en un continente sumido en la violencia, la pobreza y la marginación. Las votaciones de hoy serán importantes porque en ellas los costarricenses elegirán a los candidatos que podrían pasar a una segunda vuelta. Las campañas políticas han sido tímidas y el clima electoral apenas se siente. El Gobierno de Carlos Alvarado, del Partido Acción Ciudadana (PAC), que tuvo que sobrellevar acaloradas protestas y se enfrenta una crisis agudizada por la pandemia de Covid-19, termina completamente desgastado. Los costarricenses votarán en una papaleta inmensa. A pesar de las 25 opciones a la Presidencia para escoger -el número más grande en su historia-, el verdadero poder se decidirá entre cuatro fuerzas. Ninguna ha despertado todas las simpatías de una población que no se siente representada por los candidatos. Las encuestas apuntan que incluso la opción más favorita no tiene las posibilidades de ganar en una primera vuelta -es decir, superando la barrera del 40 por ciento de los votos-, por lo que el país no decidirá su futuro hasta abril, en una posible segunda ronda. Los candidatos Uno de los actores clave en las elecciones es José María Figueres Olsen, presidente de Costa Rica entre 1994 y 1998. Es hijo del presidente José Figueres Ferrer, que moldeó a la Costa Rica de hoy en el siglo XX y selló la abolición del Ejército. En el país abandera el ala política más tradicional con el partido Liberación Nacional (PLN). En un segundo lugar está Lineth Saborío Chaverri del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC). Vicepresidenta entre los años 2002 y 2006, en las pasadas elecciones apoyó a Fabricio Alvarado, el pastor evangélico que aspira a la Presidencia. Es también la primera candidata de su partido, desde la elección de Laura Chinchilla en 2010. En el país también representa al conservadurismo que podría recoger los votos de una parte de la población cansada de los polos. En un tercer lugar se ubica Fabricio Alvarado, del Partido Nueva República, que disputó las pasadas elecciones con el todavía presidente, Carlos Alvarado. Lo que más define a este candidato es su conservadurismo, reforzado por su origen religioso. Las encuestas del Centro de Investigación y Estudios Políticos de Costa Rica (CIEP-UCR) arrojan estos resultados: Figueres, 17% de los votos; Saborío, 12,8%; Alvarado, 10%; Rodrigo Chaves, del liberal Progreso Social Democrático, 8%; José María Villalta, del partido de izquierda Frente Amplio, 7,5%, y Eliécer Feinzaig, del Partido Liberal Progresista, 5,6%.