Infortelecom


La provincia de Alto Adigio, al norte de Italia, se rebela abriendo los negocios

09-05-2020 - Fuente: abc.es
La provincia de Alto Adigio, al norte de Italia, se rebela abriendo los negocios
Hay muchas prisas en algunas regiones italianas por una apertura total de las actividades. La que más ha pisado el acelerador ha sido la provincia autónoma de Alto Adigio/ Bolzano-Tirol del Sur, en el norte de Italia, en la frontera con Suiza y Austria, con 531.000 habitantes, que ha abierto ya los negocios este viernes. Se adelantó así al grito de muchas regiones: hay que reabrir todo, ya. De esta forma presionan al gobierno para anticipar el reinicio de numerosas actividades a partir del próximo lunes. Pero la inmediata apertura de negocios, no se negocia, responde el Ejecutivo. La discusión entre el gobierno y las regiones es diaria, y la confusión es también cotidiana. El último ejemplo lo ha dado la citada provincia de autónoma de la región Trentino - Alto Adigio/ Tirol del Sur, que tiene un estatuto especial de autonomía. «Después de que Roma no escuchó durante semanas nuestra solicitud para una diferenciación regional de las medidas por el coronavirus, decidimos emprender nuestro camino legislativo marcado por la aplicación de la autonomía», explicó el presidente Arno Kompatscher, tras aprobar en el consejo provincial una ley con 28 votos favorables, 4 abstenciones y un solo voto contrario. Alto Adigio ha permitido desde este viernes la apertura de todas las tiendas al por menor, las actividades productivas, industriales y comerciales. El lunes, además de los museos, las peluquerías y centros de estética abrirán bares y restaurantes. A partir del 18 de mayo se dará otro paso significativo con la apertura de guarderías y escuelas de educación primaria. Finalmente, el 25 de mayo, se reabrirán todos los alojamientos en el territorio provincial y los teleféricos. Riesgo para la salud El Gobierno de Giuseppe Conte ha tenido que intervenir para impugnar la ley de la provincia de Alto Adigio. «Unos pocos días de espera no pueden justificar un riesgo para la salud pública, todos queremos reiniciar la actividad, con seguridad, pero sirve prudencia y analizar los últimos datos del ministerio de Sanidad», manifestó el ministro para Asuntos Regionales, Francesco Boccia. Solo entonces, a partir del 18, llegarán las reaperturas anticipadas de bares, restaurantes y centros de estética. Pero hay más que regiones que quieren abrir de inmediato como Friuli Venezia Giulia, Génova y Véneto. Con el inicio el lunes pasado de la fase 2 se buscan artimañas para sortear las prohibiciones. Por ejemplo, se permitió la apertura de los bares a partir del 4, con la condición de no tomar nada en el interior y llevar los alimentos a casa. Pero los italianos acuden a los bares para degustar un café expreso y se lo toman, aunque sea en un vaso de plástico, a la puerta del bar. Mientras, en Milán ha vuelto incluso la «movida». Los jóvenes, muchos sin mascarilla, acuden en masa a los bares del barrio de los canales, los Navigli. El alcalde Beppe Sala, indignado, ha amenazado con un ultimátum: «Son imágenes vergonzosas, o se cambia hoy mismo, o cierro». Le da la razón el profesor Massimo Galli, jefe del departamento de enfermedades infecciosas del hospital Sacco de la capital lombarda: «Milán es una bomba, demasiados infectados ya al salir de casa».