Infortelecom


Detenida en Moscú una mujer que gritaba «¡Alá es grande!» con la cabeza de una niña en la mano

29-02-2016 - Fuente: abc.es
Detenida en Moscú una mujer que gritaba «¡Alá es grande!» con la cabeza de una niña en la mano
Una mujer de 39 años ha sido detenida este lunes en Moscú después de decapitar a la niña a la que cuidaba y salir a la calle sujetando su cabeza al grito de «¡Alá es grande!». Según han explicado las autoridades locales, la pequeña tenía entre 3 y 4 años y, de momento, se desconoce qué pudo motivar el asesinato. En palabras de la policía, la mujer asesinó a la pequeña después de quedarse sola con ella en su vivienda y, posteriormente, incendió el apartamento en el que vivía. Así lo han corroborado los bomberos, que hallaron el cuerpo de la pequeña en el edificio -de cuatro plantas- cuando acudieron a apagar las llamas. Después de cometer el asesinato, la mujer salió a la calle con la cabeza de la niña y, al grito de «Allahu Akbar» («¡Alá es grande!»), se paseó por la capital rusa. La mujer llegó posteriormente hasta la estación de «Oktiabrskoye Pole», al norte de la ciudad, donde fue detenida. El lugar fue cerrado a las 11:25 (hora local) por las autoridades. Según Yulia Ivanova -portavoz del comité de instrucción ruso- la mujer era la niñera de la pequeña y es ciudadana de un país de Asia Central. De momento se desconocen las causas que llevaron a la niñera a acabar con la vida de la niña, aunque se baraja la posibilidad de que pudiera estar drogada. Por su parte, la policía se ha limitado a señalar que «por razones que se desconocen la niñera perpetró el asesinato de la niña, prendió fuego al apartamento y salió de la casa». La niñera -según la versión digital del diario «Daily Mail»- llegó a la estación todavía con la cabeza de la pequeña en la mano, vestida con un burka y, antes de tirar los restos de la niña en una bolsa de plástico, afirmó que pretendía inmolarse en el metro. Con todo, la policía pudo cerciorarse de que no portaba explosivos. «Los investigadores han solicitado un examen psiquiátrico para determinar si comprende el significado de sus hechos», ha señalado la representante del comité, según este periódico.